Casado cree que Sánchez ‘compra’ un gobierno ‘vendiendo’ Navarra a los ‘herederos’ de ETA

El presidente del PP, Pablo Casado, ha instado este viernes al presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, a evitar que los "herederos" de ETA puedan decidir la "gobernabilidad" de Navarra y le ha advertido de que "no puede comprar un Gobierno autonómico vendiendo Navarra".  El líder popular asegura que está "a tiempo de evitarlo".

Casado se ha reunido este viernes por la mañana en el Parlamento Foral con el presidente y candidato de la plataforma Navarra Suma (UPN, PP y Ciudadanos) al Gobierno foral, y al término de la reunión ha afirmado, en declaraciones a los periodistas, que Sánchez aún “está a tiempo”.

“Por conseguir un Gobierno autonómico no puede vender Navarra” a quienes quieren su “anexión” al País Vasco, ha dicho, y con este objetivo ha asegurado que aún se puede “pasar página” de lo ocurrido este miércoles en el Parlamento foral, cuando, con el apoyo del PSN, fue elegido presidente el candidato de Geroa Bai, Unai Hualde. Y ha añadido que “sería inmoral hacerlo vendiéndoselo a aquellos que durante tantos años han justificado 800 asesinatos, no han condenado la violencia etarra y ni siquiera están ayudando a esclarecer 300 crímenes que aún siguen impunes”.

Casado ha afirmado que si en la investidura Sánchez quiere “revalidar” los apoyos de la moción de censura no debe “engañar” a la opinión pública ni hacerle “perder el tiempo“. Además, ha dicho estar convencido de que el jefe del Ejecutivo en funciones “no puede explicar a PSOE que el proyecto anexionista del País Vasco sobre Navarra puede tener cuatro años en esta legislatura de avances”.

Y es que para Navarra Suma, ha dicho su candidato, Javier Esparza, esta elección, unida al hecho de que EH Bildu lograra un puesto en la Mesa aunque no contó con los votos del PSN, indica que hay “un pacto” entre socialistas y abertzales que se puede repetir para el futuro Gobierno foral, que aspira a liderar la secretaria general del PSN, María Chivite.

Tanto Casado como Esperza han recalcado a la portavoz del Gobierno en funciones, Isabel Celáa, –quien dijo que todos los escaños del Congreso son legales y legítimos– que los escaños de Bildu no son iguales a los del resto al estar “manchados de sangre”.