Meritxell Budó la lía en una rueda de prensa al negarse a contestar preguntas en castellano

La portavoz del Govern, Meritxell Budó, ha protagonizado este martes una tensa rueda de prensa al negarse a contestar a una periodista por haber formulado una pregunta en castellano que no se había realizado en el turno de preguntas en catalán. Una 'regla' que Budó se ha sacado de la chistera aludiendo a que es lo habitual en esa sala de prensa ante la perplejidad de los periodistas presentes.

La portavoz ha respondido a varias preguntas en catalán, como es habitual, y al no recibir más, ha iniciado la habitual ronda de preguntas en castellano, como se hace habitualmente. El problema ha venido cuando una periodista de La Sexta ha querido preguntar a Budó sobre un asunto que no había tratado previamente en catalán, lo que ha desatado el esperpéntico episodio.

“No hacemos ruedas de prensa paralelas. Si quieren hacer otras preguntas, las hacen primero en catalán y después las repetimos en castellano”, ha señalado Budó. “Las preguntas en castellano no son una mera repetición. Tenemos derecho a preguntar lo que consideremos oportuno y en el idioma oportuno”, le ha respondido la periodista.

Otro periodista de Antena 3  presente en la sala de prensa también ha querido recriminarle a Budó su actitud: “Hace tiempo que estoy en esta sala de prensa y no recuerdo que hubiera este acuerdo explícito”.

Un periodista del diario Ara salió en defensa de sus compañeros de la Sexta y Antena 3 y preguntó a la consellera cuál iba a ser la norma a partir de ahora. Tras excusarse Budó en que no tenía problemas en usar el castellano, ha justificado su error por el hecho de llevar sólo dos meses desempeñando estas funciones. Ha explicado que, desde su equipo, le habían informado que “la norma” era atender primero a las preguntas en catalán y dedicar los últimos 10 minutos a la traducción de los cortes que se le reclamaran al castellano.

Representantes de Cs, PSC y PP han criticado a través de Twitter la actitud de la portavoz, como el exdiputado del Parlament y actual eurodiputado de Cs, Jordi Cañas, que ha lamentado: “Es un clásico del desprecio”.

La diputada del PP en el Congreso Cayetana Álvarez de Toledo ha recordado el artículo 6.2 del Estatut, que establece que tanto el catalán como el castellano son oficiales en Cataluña y que los poderes públicos deben velar por ello y para que no haya “discriminación” por ninguna de las dos.

El diputado del PSC en el Parlament Raúl Moreno también ha cargado contra la portavoz: “Utilizar la lengua como excusa para no contestar algunas preguntas incómodas es representativo del nivelazo de quienes nos gobiernan”.