Rivera: “Quedarse el 26-M en casa es dar un cheque en blanco a Sánchez e Iglesias”

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha cerrado la campaña en Madrid con un llamamiento a acudir el domingo a las urnas advirtiendo a los electores de que quedarse en casa es entregar "un cheque en blanco" a Pedro Sánchez y a Pablo Iglesias. Rivera ha clausurado la campaña a las autonómicas, locales y europeas en un acto celebrado en el parque de Alfredo Kraus, en el distrito de Hortaleza, donde Cs ganó las generales del 28A (obtuvo un 24,47 por ciento de los votos) y ha pronosticado que en Madrid "pueden hacer historia", insistiendo también en que para gobernar España "hay que gobernar Madrid". En el acto han participado además de Rivera, La candidata de Cs a la Alcaldía de Madrid, Begoña Villacís, el candidato a la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado y el "número uno" a las europeas, Luis Garicano.

Esta última intervención del líder de Cs antes de las elecciones ha girado en torno a la polémica en el Congreso por los diputados presos del procés, a quienes este viernes se les ha suspendido, y ha cargado contra la presidenta de la Cámara, Meritxell Batet, por dejarles que el martes acataran la Constitución “como presos políticos”. “Me dio vergüenza ver a estos diputados afirmando que España es una dictadura” al etiquetarse como presos políticos, ha dicho Rivera, lamentando que Batet les permitiera seguir adelante “con su show”.

También se ha referido a la visita que hizo el jueves a Ugao-Miraballes (Vizcaya), el pueblo natal del exdirigente de ETA Josu Ternera, donde fueron insultados y abucheados por decenas de personas: “Iremos las veces que haga falta y no nos van a callar aunque nos tiren piedras, nos escupan o pongan sirenas”, ha advertido.

Los sectarios, ha recalcado, tienen un problema, que cada vez Ciudadanos “es más valiente” y no va a pedir permiso “a ningún chamán de una tribu” para ir al País Vasco, ha dicho refiriéndose al PNV que, según Rivera, ve a Euskadi como una tribu y no como una comunidad autónoma.

Los populistas y los nacionalistas, ha avisado, “tienen un problema que se llama Ciudadanos”, un partido que va a actuar como “el dique de contención” del Gobierno de Sánchez e Iglesias y por eso, ha subrayado, es tan importante acudir a votar el día 26 y llenar las urnas de papeletas naranjas.

Villacís: “Madrid necesita libertad, no populismo”

Por su parte, Villacís, que ha interrumpido su baja de maternidad durante unas horas para participar en el cierre de la campaña, ha llamado a la movilización recalcando que “nadie se puede quedar en su casa” porque los madrileños son “parte del cambio” ante un “Madrid que no necesita populismo, sino libertad”.

La edil madrileña ha reaparecido en el acto que pone el broche final a estos quince días, donde se ha reencontrado con el candidato de Cs a la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado y el presidente del partido, Albert Rivera. El parque de Alfredo Kraus de Hortaleza ha sido el escenario elegido para la traca final, siendo uno de los dos distritos en los que el partido ‘naranja’ consiguió el ‘sorpasso’ al PP en las pasadas elecciones generales del 28A.

Visiblemente emocionada y con la voz entrecortada, la edil madrileña ha querido dedicar este primer acto a su hija Inés y ha agradecido el apoyo de su equipo, del que ha destacado que será el perfecto equipo de Gobierno si llegan a la Alcaldía madrileña. “Va por ti”, ha dicho en alusión a su pequeña, que se encontraba en algún lugar del parque.

La candidata ‘naranja’ ha hecho un repaso a estos quince días de campaña en los que ha vivido momentos “bonitos” pero también algunos más duros en alusión al escrache que sufrió a manos de “totalitarios” en la pradera de San Isidro pocos días antes de dar a luz.

“No respetan nada. Les da exactamente igual porque les puede el sectarismo, su alergia a la libertad, su odio, su inhumanidad”, ha reseñado la portavoz municipal ‘naranja’, quien ha subrayado a continuación que gracias a recibir “miles de mensajes de apoyo” vio que ese es el “Madrid que representan”, el “Madrid de la gente libre, solidaria, no sectaria, que cree en la libertad”.

“Aquel día me di cuenta que nosotros somos mayoría y ellos no lo son. Nosotros sí representamos a la mayoría. Ese es el Madrid que nosotros representamos y ellos nunca representarán. Esos sentimientos siempre serán más fuertes. Y eso lo representamos tanto Ignacio como yo en el Ayuntamiento y en la Comunidad de Madrid”, ha reseñado, destacando que el otro lo representa Manuela Carmena.

Villacís ha subrayado que “lamentablemente” tras las elecciones generales del pasado 28 de abril el Gobierno central quedó en manos de “independentistas y populistas”. “¿Qué va a hacer Carmena cuando suban los impuestos? ¿Qué va a hacer Carmena con el reto del independentismo? Carmena dirá lo de siempre, que no se mete en política nacional. Señora alcaldesa, usted se tiene que mojar. La capital de España tiene que ser un referente del constitucionalismo”, ha señalado.

Seguidamente ha insistido en que se está al “borde” de conseguir llegar a la Alcaldía capitalina, que lo están “tocando con las manos” tras “cuatro años trabajando muy duro”. “Nadie se puede quedar en casa. Es vital que todos nos movilicemos y asumamos que somos parte de este cambio. Madrid no necesita populismo, necesita libertad”, ha recalcado.

Aguado pide una “oportunidad” a los madrileños

Por su parte, el candidato de Ciudadanos a la Presidencia de la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado, ha pedido a los madrileños “una oportunidad” para que le voten este domingo en las elecciones autonómicas, para poder ser el presidente, que la región “despegue de una vez” y se “eche el cierre” a 24 años de bipartidismo.

Durante todo su discurso Aguado ha hecho hincapié en la importancia que tiene que todos los madrileños acudan a votar este domingo, porque en 48 horas “se juegan mucho”, como el poder “echar el cierre a una etapa política de bipartidismo” en la Comunidad, de 24 años de gobierno “ininterrumpido” del “partido conservador” (PP) con “sus errores y aciertos pero sin gasolina”.

“Quiero que Madrid despegue de una vez y que se pueda comparar con las grandes regiones de Europa, no quiero montarme en un coche que no tenga gasolina y mucho menos con una conductora (Isabel Díaz Ayuso) a la que le gusten los atascos. No me quiero montar en un avión en el que dos de cada tres viajeros se estén bajando, o en un barco donde la tripulación se tire por la borda”, ha sostenido.

En este punto, el candidato a la Comunidad ha vaticinado que este domingo “se acabará una etapa” y la “llave” la tienen todos los madrileños con su herramienta “más poderosa”, que es “el voto”. Porque pueden elegir entre dos modelos, el del PSOE y “sus socios populistas con Podemos 1 y Podemos 2” o un proyecto liderado por Ciudadanos de “centro reformista y con un equipo”.

“Hay que salir a votar. Nos falta el escaño de la dignidad, el escaño de los que creéis en la libertad, el escaño de los mayores que tienen miedo a que les okupen las casas, el escaño de los que os sentís orgullosos de ser madrileños y españoles. Es vuestro escaño. El escaño para determinar si la Comunidad avanza o retrocede”, ha lanzado Aguado.

A continuación ha pedido a todos “una oportunidad” para ser el presidente de los madrileños”, porque la etapa del PP y PSOE “se acabó” y porque “llevan demasiado tiempo en las instituciones” sin ideas ni ganas.

“Nosotros tenemos hambre de victoria, ellos miedo al fracaso porque nosotros somos futuro y ellos son el pasado. Por eso damos un paso al frente, porque se puede gobernar en la Comunidad. Vamos Madrid. Vamos Ciudadanos, está en vuestras manos”, ha concluido un eufórico Aguado.

Además de los candidatos a la Comunidad y al Ayuntamiento de Madrid, ha hablado también el “número uno” a las europeas, Luis Garicano, quien ha señalado que el objetivo de Ciudadanos en la Eurocámara es también ser el “dique de contención” de los nacionalismos y populismos “que quieren que Europa se rompa”. Cs cree en Europa y por eso no se toma el Parlamento Europeo como “una jubilación de oro”, al contrario de lo que hacen otras fuerzas, ha dicho Garicano, que ve a la UE “como un auténtico milagro” que hay que defender.

Albert Rivera se ha volcado en Madrid durante toda esta campaña, donde la victoria, tanto en la comunidad como en el ayuntamiento de la capital, está muy reñida entre los bloques de izquierda y centro derecha y además Cs puede adelantar al PP en ambas instituciones, según apuntan las distintas encuestas.

Ciudadanos cerró este viernes otra campaña en la que Rivera únicamente ha salido de Madrid para viajar a Manresa (Barcelona), Ávila, Zaragoza, Estella (Navarra) y Ugao Miraballes, donde Cs celebró un acto de homenaje a las víctimas del terrorismo, desvinculándolo de la campaña electoral ya que no presenta candidaturas en este municipio vizcaíno.