Los Warriors ganan de nuevo a los Trail Blazers y se meten en la final de la NBA por quinto año consecutivo (117-119; 0-4)

El actual campeón venció con algo más de sufrimiento al conjunto de Portland, después de disputar una prórroga, gracias a un partido estelar de Curry y Green, autores de un 'triple-doble'

Golden State Warriors se clasificó por quinto año consecutivo para la final de la NBA tras cerrar su serie en la Conferencia Oeste por un claro 4-0 tras imponerse este lunes por 117-119 a Portland Trail Blazers, después de disputar una prórroga y con el papel estelar de Stephen Curry y Draymond Green, autores de un ‘triple-doble’. 

El base se fue hasta los 37 puntos, con 13 rebotes y 11 asistencias, mientras que el pívot aportó 18 tantos, más 14 capturas y 11 asistencias, argumentos para compensar la nueva ausencia de Kevin Durant y el partido de los locales Damian Lillard (28 puntos y 12 asistencias pese a jugar con las costillas dañadas), CJ McCollum (26) y Meyers Leonard (30 y 12 rebotes).

Pero esta victoria clave para avanzar en su camino hacia el tercer anillo consecutivo de los de la Bahía no fue sencilla, ya que Portland llegó a ir 17 puntos arriba (95-78), en un intento de prolongar el duelo y forzar el quinto partido. Pero, de nuevo, volvieron a emerger las figuras de Curry y Green, protagonistas durante toda la serie, para remontar la distancia y completar el ‘barrido’ en una prórroga que pudo evitar Lillard.

Así, los Warriors se meten en su quinta final consecutiva de la NBA, convirtiéndose en el segundo equipo que lo logra tras los Celtics de los años 60, con Bill Russell y los once anillos en trece temporadas. Los de La Bahía, con Steve Kerr en su banquillo esas cinco finales, han ganado el anillo en 2015, 2017 y 2018, aunque poseen un total de seis campeonatos.