Las claves del segundo gran debate electoral que se celebra este martes en Atresmedia

Una vez descartada la participación del líder de Vox, Santiago Abascal, por decisión de la Junta Electoral Central, serán cuatro los líderes políticos que participarán este martes en el debate de Atresmedia, la segunda gran oportunidad para confrontar programas y propuestas antes de las elecciones del 28-A: Pedro Sánchez, Pablo Casado, Pablo Iglesias y Albert Rivera. El debate arrancará a las diez de la noche y lo moderarán Ana Pastor y Vicente Vallés. Pero desde dos horas antes, desde las ocho, se emitirá un programa especial conducido por Antonio García Ferreras. Una vez que finalice, habrá otro especial con invitados para valorarlo.

Una “sala del tiempo”, que formará un grupo de periodistas, se encargará de medir las intervenciones de los principales candidatos a la Presidencia del Gobierno que intervengan en el debate e informará sobre los minutos que vayan empleando. Según explica Atresmedia en un comunicado, es una de las características del formato que el grupo de comunicación privado ha ideado para el segundo debate entre los candidatos con más opciones de alcanzar la Presidencia del Gobierno, los líderes del PSOE, PP, Unidas Podemos y Ciudadanos. Antes de la resolución de la Junta Electoral Central, Atresmedia hizo el sorteo del orden de las intervenciones, de manera que la inicial la empezará Sánchez y la terminará Iglesias, en tanto que la final arrancará con Pablo Casado y acabará también con Iglesias.

En tres bloques se estructurarán las dos horas de transmisión en directo: el primero será una presentación de los programas electorales; el segundo, las visiones de cada uno acerca del modelo territorial y del papel que en éste juega Cataluña; y el tercero abordará los posibles pactos que permitan los resultados de las elecciones del domingo que viene. Pero antes y después de estos tres bloques, los moderadores del debate, los periodistas Ana Pastor y Vicente Vallés, plantearán una pregunta de actualidad a los candidatos y darán pie al minuto de cierre, respectivamente.

Sánchez, Casado, Iglesias y Rivera podrán llevar papeles a sus atriles, pero no aparatos electrónicos, y solamente un asesor podrá acercarse a los candidatos durante las pausas publicitarias. La colocación en el plató diseñado al efecto, de izquierda a derecha, permitirá ver a Casado, Iglesias, Sánchez y Rivera.

Atresmedia ofrece más detalles en el comunicado: la sede será la del grupo, en el municipio madrileño de San Sebastián de los Reyes; lo dirigirán Santiago González y César González Antón y tendrá por título “El debate decisivo”. Hasta 600 metros cuadrados componen la superficie de este plató, en el que los fondos tendrán un leve movimiento y se verán “ligeramente desenfocados”. Una veintena de cámaras velarán por que no se escape un solo matiz.

El grupo de comunicación recalca que para ganar agilidad, sin perder flexibilidad, una “sala del tiempo” se encargará de medir los minutos que los candidatos vayan invirtiendo en sus alocuciones. Un equipo de periodistas formarán esta sala y cada uno irá controlando los tiempos de los aspirantes de la Presidencia del Gobierno.

Asimismo, sendos programas especiales completarán la programación de los medios del grupo previa y posteriormente al debate. La emisora de Atresmedia, Onda Cero, alterará también su programación para que el debate acapare todo el protagonismo posible.