La ‘calma’ vuelve a Israel y Gaza tras una tensa noche

Los milicianos palestinos lanzaron decenas de cohetes contra territorio israelí y el Ejército hebreo atacó objetivos de Hamas

La calma ha vuelto en las últimas horas a una de las zonas más conflictivas del planeta después del lanzamiento de decenas de cohetes por parte de milicianos palestinos desde la Franja de Gaza contra territorio israelí y del bombardeo por parte del Ejército de Israel de decenas de objetivos en el territorio costero, según informan los medios locales.

Al menos 30 cohetes han sido disparados desde Gaza hacia el sur de Israel, en la última escalada en la región a raíz del lanzamiento el lunes de un cohete en el que resultaron heridos siete israelíes, lo que provocó la respuesta del Ejército israelí en forma de bombardeos aéreos dentro de la Franja. Los lanzamientos se produjeron entre las 22.00 horas del lunes y las 3.15 del martes, según el diario ‘Jerusalem Post’, sin que se hayan producido víctimas.

“La organización terrorista Hamas es responsable de todo lo que ocurre en la Franja de Gaza. El Ejército israelí está decidido a cumplir la labor de proteger a los ciudadanos de Israel y está preparado para varios escenarios e intensificar sus operaciones como sea necesario”, ha asegurado un portavoz de las Fuerzas de Defensa de Israel.

La aviación israelí inició en la tarde del lunes bombardeos de represalia, alcanzando objetivos de Hamas en Shati, Beit Hanoun, Sajaiya y otros puntos de la Franja, incluidos recintos militares, túneles usados para el traslado de armas y posiciones de lanzamiento de cohetes.

Uno de los ataques alcanzó la oficina del líder de Hamas, Ismail Haniyé, en el norte de la Franja así como un edificio que servía de oficina para reuniones militares y como cuartel general de las fuerzas de seguridad interior de Hamas.

Por otra parte, el Gobierno israelí ha negado que se haya alcanzado un acuerdo de alto el fuego con Hamas con la mediación de Egipto, como han apuntado varios medios citando fuentes palestinas, y ha suspendido las clases en el sur del país.

“Los rumores de un alto el fuego son incorrectos”, ha señalado el ministro de Seguridad Pública, Gilad Erdan. Israel “seguirá imponiendo un alto precio a Hamas por sus ataques contra ciudadanos israelíes”, ha asegurado en declaraciones a la radio del Ejército.

Entretanto, el Gobierno palestino que encabeza Rami Hamdala ha condenado los ataques israelíes sobre Gaza, denunciando que suponen una continuación de la guerra abierta por parte de Israel contra los palestinos en este enclave costero.

En un comunicado, el portavoz del Gobierno, Yusef al Mahmud, ha defendido que la comunidad internacional no puede permanecer callada ante los bombardeos aéreos israelíes y le ha pedido que emprenda acciones inmediatas.

RELACIONADO