Venecia, obligada a sustituir con piedra parte del cristal del puente de Calatrava

La ciudad italiana de Venecia ha iniciado las obras para sustituir con piedra parte del suelo de cristal del puente de la Constitución del arquitecto español Santiago Calatrava, confirmaron fuentes del Ayuntamiento.

Las obras ya han empezado y servirán para sustituir las láminas de cristal del suelo por unas de piedra que eviten los accidentes y resbalones de los peatones, sobre todo en días de lluvia.

El trabajo durará unos 30 días, costará unos 40.000 euros y consistirá, de momento, en reemplazar dieciséis placas de cristal, según detalló el periódico local Il Gazzettino.

Inaugurado en septiembre de 2008, el puente de la Constitución ha estado envuelto en polémica desde los inicios del proyecto y sus costes fueron uno de los asuntos más controvertidos.

En 2015 el Tribunal de Cuentas de la región de Véneto absolvió al arquitecto de un supuesto delito de sobrecostes del puente, que acabó costando cerca de 11,2 millones.

A las críticas por su elevado coste se sumaron también las polémicas por los retrasos en su construcción y, posteriormente, los numerosos resbalones y caídas de las personas que lo cruzaban, así como la falta de accesibilidad a las personas en sillas de ruedas.