Los Comuns piden a Torra que abandone "ocurrencias" como la vía eslovena

Mena ha exigido al presidente sentarse a negociar los Presupuestos Generales del Estado

El portavoz de los Comuns, Joan Mena, ha pedido al presidente de la Generalitat, Quim Torra, abandonar sus "ocurrencias" como su apuesta por la vía eslovena para hacer efectiva la independencia de Cataluña y optar por el diálogo y el pacto.

En una entrevista de Europa Press, ha afirmado que en Catalunya hay "grandes consensos sociales en torno a la libertad de los presos políticos y a solucionar el conflicto político por la vía democrática" del diálogo y el pacto.

"Si el presidente de Cataluña se sale de esta vía, queda totalmente deslegitimado como presidente. El señor Torra en algún momento tendrá que decidir si opta por el diálogo y el acuerdo u opta por dejar de ser presidente, porque estará deslegitimado para la mayoría de la ciudadanía catalana", ha zanjado.

Mena ha exigido al presidente sentarse a negociar los Presupuestos Generales del Estado y que acabe con la situación de Cataluña que es "líder en rankings de la vergüenza como en desahucios y tasas universitarias que echan a los estudiantes de las clases populares, con alquileres abusivos y listas de espera en la dependencia".

Reunión en Pedralbes

En ese sentido, ha celebrado que ERC y el PDeCAT hayan "rectificado" al sentarse en una mesa de diálogo con el Gobierno en la reunión que mantuvieron la vicepresidenta, Carmen Calvo, y la ministra de Política Territorial, Meritxell Batet, y el vicepresidente del Govern, Pere Aragonès, y la consellera de la Presidencia, Elsa Artadi.

Ha sostenido que es positivo que se impusiera el diálogo en esa reunión del 20 de diciembre en el Palau de Pedralbes de Barcelona, pese a los recelos mostrados por el Ejecutivo de Torra, que puso un ultimátum al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, hasta noviembre para abordar soluciones al conflicto.

Con todo considera que, al margen de la declaración conjunta de ambos ejecutivos, se tendría que haber llegado a "acuerdos concretos sobre elementos decisivos para la vida de la ciudadanía", es decir, política de contenidos.

El portavoz de CatComú ha reconocido que la situación de Sánchez en esa reunión no era fácil, porque se encontraba "atrapado entre PP y Cs que quieren dar una imagen del Gobierno que está arrodillado al independentismo, pero también una ERC y un PDeCAT que intentan bloquear la vida política del Estado".