Cuétara cancela su campaña con Cabronazi: no habrá más cereales disfrazados de Hitler rosa

El fabricante de galletas Cuétara, propiedad de Adam Foods, ha cancelado este jueves una polémica campaña de Choco-flakes en colaboración con Cabronazi, una de las webs asociadas al portal de virales que se nutre de contenido ajeno sin citar su autoría. Ni 24 horas ha tardado Cuétara en cancelar esta campaña dirigida al público más joven tras el aluvión de críticas en las redes sociales entre otros motivos por vestir a la mascota de estos cereales con un uniforme nazi rosa donde la esvástica se sustituye por la mano de “Me gusta” de Facebook.

Los internautas centraron sus críticas en primer lugar en que una empresa como Cuétara tuviera que recurrir a disfrazar a su mascota de nazi para promocionarse entre los adolescentes. Este uniforme rosa nazi es similar al logotipo de Cabronazi, donde Hitler es retratado con cuernos y un uniforme de este color.

Muchos también criticaron que Cabronazi, un perfil en Facebook con más de 12 millones de seguidores, además de otros 3,7 millones en Instagram y 266.000 en Twitter, se lucre empleando contenidos ajenos sin citar su autoría. Este perfil asociado a otros como Cabromotor, Cabrogamer y la web Cabroworld factura unos 400.000 euros anuales a través de la empresa Cabsodisa.

Por si fuera poco, uno de los ejes de esta fugaz campaña de Cuétara consistía en que los internautas publicaran memes de la mascota de Choco-flakes en la web Meme Champion. El problema es que no hubo ningún tipo de filtro ni de control colándose memes con mensajes como ‘Heil Hitler’, además de expresiones machistas, racistas e inaceptables en cualquier ámbito y menos en un concurso dirigido al público juvenil.

Cuétara ha anunciado este jueves que suspende la campaña pidiendo disculpas a sus consumidores e informa de que ha procedido a “detener la comercialización de esta edición limitada”, que apenas había llegado de forma residual a algunos comercios, según ha informado ‘Verne’.