Serena Williams y Naomi Osaka disputarán la final femenina tras derrotar a Sevastova y Keys

La menor de las Williams confirmó que definitivamente vuelve a ser muy competitiva tras ser madre y buscará su séptima corona en la 'Gran Manzana'

La tenista estadounidense Serena Williams y la japonesa Naomi Osaka disputarán este sábado la final del cuadro femenino del US Open, cuarto y último ‘Grand Slam’ de la temporada, después de derrotar este jueves en las semifinales sin excesivos problema a la letona Anastasija Sevastova y la estadounidense Madison Keys, respectivamente.

La exnúmero uno del mundo apenas necesitó algo más de una hora para poner fin al sueño de Sevastova, que debutaba en una penúltima ronda de un ‘grande’ y que vio cómo su aventura neoyorquina se acababa de forma contundente por 6-3, 6-0.

La menor de las Williams confirmó que definitivamente vuelve a ser muy competitiva tras ser madre y buscará su séptima corona en la ‘Gran Manzana’, donde no gana desde el año 2014. La de Miami tratará de resarcirse de su derrota de hace dos meses en la final de Wimbledon ante la alemana Angelique Kerber e igualar así el récord de 24 ‘Grand Slams’ que posee Margaret Court.

La americana no tuvo excesivos problemas para derrotar a Sevastova pese a que esta comenzó avisando de que podía ser peligrosa rompiendo el primer servicio de su rival. Pero tras ratificar la rotura con su servicio y ponerse 2-0, la de Liepaja sólo pudo hacer ya un juego más en todo el partido.

La menor de las Williams ya no volvió a conceder más oportunidades de ‘break’ y se mostró demoledora en cuanto encontró su tenis cerrando la semifinal con un total de 31 ganadores y 20 errores no forzados, 13 de ellos en el primer set.

Ahora, en la final se topará con la japonesa Naomi Osaka, que tampoco tuvo muchas complicaciones para evitar una final americana al imponerse por 6-2, 6-4 a Madison Keys, verdugo de Carla Suárez en cuartos y que no pudo alcanzar su segunda final seguida en Flushing Meadows, donde intentará repetir su victoria sobre Serena Williams este año en Miami (6-3, 6-2).

La joven nipona, de 20 años, se convirtió en la primera tenista de su país en disputar un título de ‘Grand Slam’ en la Era Open tras un partido donde su rival no fue capaz de aprovechar ninguna de las 13 oportunidades de ‘break’ que tuvo, un lastre demasiado pesado.

Este factor fue clave en un partido que no fue excesivamente brillante, con las dos semifinalistas cometiendo demasiados errores no forzados (32 de Keys y 20 de Osaka). La clave estuvo también en la mala racha de la americana, que encajó siete juegos consecutivos que le costaron el primer parcial y la rotura de la segunda manga que no pudo equilibrar.