Juristas españoles se querellan contra la juez belga, Puigdemont y su abogado

La asociación de juristas Movimiento 24DOS ha presentado hoy una querella contra la jueza belga que estudia la demanda civil contra el magistrado Pablo Llarena, que también se dirige contra Carles Puigdemont y los cuatro exconsellers fugados, contra uno de sus abogados y contra la traductora del escrito.

En la querella, presentada ante la Audiencia Nacional y a la que ha tenido acceso Efe, la asociación considera “del todo inadmisible” la demanda presentada en Bélgica por el expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont y cuatro de sus exconsellers contra el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena.

Tras conocer que la jueza belga no ha rechazado de plano la demanda y que el procedimiento sigue adelante después de que la magistrada aplazase hoy la vista al próximo 25 de septiembre, la asociación ha decidido presentar una querella en la Audiencia Nacional contra la magistrada en la que solicita la declaración de todos los querellados.

En concreto, Movimiento 24DOS se ha querellado por los delitos de prevaricación y usurpación de funciones contra la jueza belga del juzgado de primera instancia francófono de Bruselas, que estudia la demanda.

A Carles Puigdemont y los cuatro exconsellers les atribuye “indiciariamente” un delito de prevaricación y usurpación de funciones en calidad de inductores, el mismo por el que se querella contra el coordinador de su defensa, Gonzalo Boye.

La asociación considera que este abogado también podría ser autor de un delito de presentación de traducción falsa o, alternativamente, de falsedad documental “en el caso de que actuara concertado con la traductora” para tergiversar las palabras que Llarena pronunció en una conferencia de Oviedo, donde negó la existencia de presos políticos.

Un “error” de traducción, según la defensa de Puigdemont, que hoy ha puesto de manifiesto a la jueza belga durante la audiencia preliminar.

Pero, a juicio de Movimiento 24DOS, “la traducción falseada tergiversaba intencionadamente” las palabras de Llarena y “en el hipotético caso de que alguna expresión hubiera sido indicativa de falta de neutralidad”, no es competencia de la Justicia belga estudiar “las consecuencias legales que de ello se derivaran”.

Además, la querella incluye a la traductora ante “la necesidad de tomarle declaración” dado que el abogado de Puigdemont le atribuyó “públicamente” el error de la traducción.

La asociación considera que la demanda pretende “violar la integridad y dignidad de la jurisdicción española”, “amedrentar” a Llarena y “perjudicar” la causa abierta por el “procés” en el Tribunal Supremo.

Movimiento 24DOS está presidido por Nicolás González-Cuéllar, catedrático de Derecho Procesal en la Universidad de Castilla-La Mancha y socio director del despacho González-Cuéllar Abogados, y entre su equipo directivo figuran el exfiscal de la Audiencia Nacional Ignacio Gordillo y el exjuez del Supremo Adolfo Prego.