Torra se abre a la invitación de Pastor para acudir al Congreso pero exige más detalles

La consellera de Presidencia y portavoz del Govern, Elsa Artadi, ha asegurado hoy que el presidente catalán, Quim Torra, está abierto y "no se cierra" a acudir al Congreso, aunque ha exigido conocer "más detalles" sobre cuál es la propuesta al respecto de la presidenta de la Cámara Baja, Ana Pastor. Pastor ha invitado a Torra a comparecer en el Congreso para "defender sus posicionamientos políticos" porque "donde tiene que hablar" es en las instituciones y no solo en otros escenarios. El 'president' ha elegido el Teatro Nacional de Cataluña para abrir este martes el curso político catalán.

En la rueda de prensa tras la reunión del Consejo Ejecutivo del Govern, Artadi ha explicado que el gobierno catalán únicamente ha tenido conocimiento del “titular” de Pastor: “No sabemos si la idea es que haya un monográfico sobre la situación catalana, sobre las demandas de los catalanes, pero también la falta de democracia, la vulneración de derechos o la represión”.

A la espera de conocer entonces “más detalles” al respecto y estudiar entonces la postura definitiva, Artadi ha dejado claro que el Govern “no se cierra” a que Torra acuda al Congreso. “Veremos qué quieren proponer. Estamos abiertos perfectamente a escuchar todo lo que sea debate y diálogo”, ha aseverado. Si bien por un lado se ha mostrado prudente al recordar que esta propuesta “viene del PP” y que “quien está en el Gobierno es el PSOE”, por lo que “hay que ver qué piensa el Gobierno y qué propuesta tienen”, ha sugerido también que “si el PP hace cambios (en su actitud hacia el independentismo), será muy bienvenido siempre”.

Unas horas antes, en un desayuno informativo de Nueva Economía Forum, Ana Pastor ha animado a Torra a acudir a la Cámara baja no solo para explicar su posición, sino también para “escuchar” las del resto de los grupos políticos porque “el diálogo es muy necesario”, ha dicho, para ir por un “camino mejor”. Pero ha advertido de que en el Congreso hay espacio para los distintos planteamientos políticos siempre que estén “dentro de la ley” y “si no, cambiemos la ley”, ha apostillado, ya que ha admitido que la Constitución puede cambiarse aunque se ha decantado por defenderla desde todos los partidos políticos.

En el Parlamento “siempre debe haber espacio para todos los planteamientos, y de hecho lo hay”, ha garantizado la presidenta del Congreso, quien ha apelado a que si se quiere cambiar la ley se haga con un “ejercicio de responsabilidad” porque el actual sistema de ha dado muchos años de libertad y progreso. A la presidenta del Congreso le ha contestado inmediatamente el portavoz del PDeCAT en el Congreso, Carles Campuzano, quien ha avisado de que si Torra va a la Cámara Baja será para hablar de independencia. “Entiendo que la señora Pastor, si invita al señor Torra al Congreso de los Diputados es que está dispuesta a hablar de independencia, está dispuesta a hablar de Estado propio, está dispuesta a hablar de autodeterminación, porque de las cosas que el señor Torra hablaría en el Congreso sería precisamente de eso”, ha asegurado.

En declaraciones a los periodistas tras el desayuno informativo en el que ha hablado Pastor, Campuzano ha recordado que Puigdemont se ofreció a explicar sus reivindicaciones en el Congreso el pasado otoño, y que Pastor “no aceptó”. “No sé si la señora Pastor ha cambiado de posición”, ha añadido. Lo cierto es que el expresidente solicitó acudir para explicar su plan de convocar el referéndum independentista ilegal del 1-O. La carta dirigida a la Mesa de la Cámara se envió en junio de 2017 y Moncloa objetó que debía ser el Parlament el que presentara una proposición de ley para que pudiera votarse la propuesta y que, de esa manera, el resto de los grupos parlamentarios expresara su opinión. Puigdemont, sin embargo, rechazó que su intervención se sometiera a votación. Un mes antes, en mayo, había pronunciado una conferencia en una sala del Ayuntamiento de Madrid tras la negativa del Senado a cederle sus instalaciones con el mismo fin.

Con estos precedentes en la memoria, Elsa Artadi también ha aportado sus reflexiones. “La pregunta es: ¿estamos en la misma situación y la voluntad es volver a recorrer el debate en el que se hace ver que se quiere hacer ese diálogo, pero no vamos y entonces se nos acusa de no querer dialogar?”, ha avisado la portavoz, para quien si se trata de esa misma intención, será una propuesta “estéril”. En todo caso, ha insistido en que el Govern “no puede decir no de entrada” y está a la espera, “sin apriorismos”, de conocer los “detalles” de la propuesta de Pastor.

En 2014 el Parlament ya llevó una proposición de ley al Congreso para que Cataluña pudiera celebrar una consulta sobre su futuro político, una propuesta que se debatió sin acuerdo previo entre gobiernos y que fue rechazada por la Cámara Baja.

Campuzano, por su parte, ha criticado la actitud del PP y del presidente de esta formación, Pablo Casado, respecto a Cataluña por no “ser capaz de reconocer el error” que cometió presentando un recurso ante el Constitucional contra el Estatut. “En lugar de pedir perdón por ese recurso que explica la crisis entre Cataluña y España se reafirma”, ha dicho el portavoz del PDeCAT para quien el PP es el “principal responsable” de esa crisis.

Por lo que respecta a la polémica por los lazos amarillos en Cataluña, Ana Pastor ha dicho que coincide con el Defensor del Pueblo en que las administraciones, cada una en el ámbito de su competencia, debe evitar que se utilicen los espacios públicos para colocar símbolos partidistas. Además, espera que la Fiscalía actúe ante todos los actos en los que ha habido de violencia y contra quienes hayan cometido o puedan cometer en el futuro cualquier tipo de delito de odio. Y ha añadido que aunque los lazos amarillos son símbolos “lo que hacen es dividir” por lo que no se deben utilizar en las instituciones.

RELACIONADO