El 'caso Máster'

Feijóo, preparado como posible relevo de Casado si el ‘caso del Máster’ le obliga a marcharse

El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, está 'tomando posiciones' dentro del Partido Popular por si el asunto del Máster de Pablo Casado acaba con la carrera política del joven líder popular, después de que este lunes la juez que investiga el caso haya elevado el asunto al Tribunal Supremo al haber apreciado "indicios de responsabilidad penal".

Feijóo, el señalado por muchos como posible sucesor de Rajoy y que en el último momento decidió dar un paso al costado y no entrar en la batalla por la presidencia del PP, está bien visto por todas las corrientes del partido, después de haber mantenido la neutralidad en una lucha que se avivó en la disputa final que protagonizaron Pablo Casado y Soraya Saenz de Santamaría.

Esta última, pese a haber finalizado segunda en el congreso del partido, despierta sin embargo las reticencias de muchos cargos, ya que aunque públicamente no hablan de ello, sí que en privado deslizan sus sospechas acerca de la posible implicación de la excandidata en todo el proceso que está poniendo en cuestión la honorabilidad del líder popular.

Precisamente algunos cargos populares, entre ellos la portavoz parlamentaria, Dolors Monserrat, y la vicesecretaria de Comunicación, Marta González, han coincidido este lunes en denunciar un “encarnizamiento” y una “cacería” contra el presidente de su partido, cuando ha ofrecido ya “todo” tipo de explicaciones sobre su máster, al tiempo que han criticado que no se aplique la misma “vara de medir” con dirigentes de otros partidos.

El propio Casado ha comparecido en rueda de prensa en la sede del PP, antes de viajar a Colombia para asistir a la toma de posesión del nuevo presidente, Iván Duque, en la que ha afirmado que actuó “correctamente” y ha negado que su máster pueda ser considerado “un regalo”. Ante la remisión al Tribunal Supremo de la investigación judicial, ha descartado dimitir y ha afirmado que lo que le han hecho a él “no se lo han hecho a nadie en este país”.

Sin embargo, las demás formaciones le han exigido explicaciones públicas, empezando por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, quien tras mantener una audiencia con el Rey, ha defendido que los políticos inmersos en este tipo de situaciones deben dar explicaciones a los ciudadanos.

Desde Cs, su secretario general, José Manuel Villegas, ha calificado como “muy grave” la situación de Casado pero ha evitado exigir su dimisión porque la formación naranja ya no tiene vigente un acuerdo de gobierno con el PP. Podemos, por su parte, ha señalado que este asunto demuestra que para dirigir el PP parece que “hay que estar imputado”.

También el portavoz adjunto del Grupo Popular, Jaime de Olano, ha criticado que la noticia este lunes sea que Casado “tiene que volver a dar explicaciones por un máster”. “¿Te parece normal? Casado ha dado explicaciones cien veces, incluso enseñó sus trabajos. ¿Cuántas explicaciones ha dado Sánchez por su tesis, la ha enseñado a alguien?
¿Cuántas han dado las ministras Montero y Montón por sus máster inexistentes?”, se ha preguntado en su cuenta de Twitter.

Por su parte, la senadora granadina María José Martín ha asegurado que decir “la verdad desde el minuto cero” parece “preocupar mucho” a quienes no son “ejemplo de nada” y quieren “ganar en los medios y con los medios” lo que no ganan en las “urnas”. Así se ha expresado en la misma red social con una foto con el mensaje: “Se reanuda la cacería contra Pablo Casado y la investigación sobre su máster”.

El nuevo secretario de Imagen Corporativa, el canario Sergio Ramos, ha destacado también que el presidente del PP ha dado la cara “una vez más” respondiendo a todas las preguntas sin “esconder nada”. “Lo que se le está haciendo a Pablo Casado no se le ha hecho a nadie en este país”, ha apostillado, parafraseando las declaraciones del propio líder del PP.