Santamaría y Casado exhiben sintonía en una cena del Grupo Popular antes del duelo final

Los dos candidatos a presidir el PP, Soraya Sáenz de Santamaría y Pablo Casado, compartieron en la noche del martes mesa y diálogo durante una cena del grupo parlamentario, en la que llegaron a sentarse juntos un momento y charlaron muy sonrientes en su primer encuentro desde la primera vuelta del pasado día 5.

En la misma mesa que Casado y Sáenz de Santamaría se encontraba el portavoz del grupo parlamentario popular, Rafael Hernando, que se sentó en medio de los dos candidatos, y junto a todos ellos ha estado el exministro de Asuntos Exteriores, José Manuel García-Margallo, que tampoco superó el corte para la segunda vuelta.

A la cena, que se ha celebrado en un restaurante del centro de Madrid, han asistido además otros aspirantes a liderar el partido, como la secretaría general del PP, María Dolores de Cospedal, a la que también se ha visto charlando animadamente con Pablo Casado y que compartió mesa con varios exministros que apoyaron su candidatura, como Juan Ignacio Zoido y Fátima Báñez.

A la entrada al restaurante, el hasta ahora secretario de Comunicación del PP ha declarado que se mantiene “al habla” con los cuatro candidatos que no pasaron el primer corte y ha afirmado que es “muy probable que alguno de ellos” participe en la campaña de la vuelta definitiva y que “en los próximos días tendremos algún posicionamiento público”.

Casado ha apostado por la integración “de todos” tras la celebración del Congreso y ha añadido que si su candidatura no resulta ganadora, apoyará a “quien gane, si así me lo pide”.

De momento, ha asegurado que está trabajando “conjuntamente” con María Dolores de Cospedal, para que las personas que la han apoyado “se sientan identificados” con su proyecto y ha añadido que “sobre todo” tratará de que la hasta ahora secretaria general del PP “tenga alguna responsabilidad” a su lado “si ella decide tenerla”.

Casado ha dicho también que su candidatura supera ya los 2.000 compromisarios, a lo que Sáenz de Santamaría ha replicado, antes de sentarse a cenar, poniendo en duda que en el PP “se sepa sumar” aunque, ha apostillado, “es mejor que sepamos multiplicar”.

La exvicepresidenta ha insistido en que lo mejor para España y para el partido es una candidatura “de unidad” liderada por ella misma pues, ha sentenciado, “soy la persona que ha ganado y la lista más votada ha sido la mía”.

También ha señalado que a ella “personalmente” un debate con Casado le “viene bien” para “comparar trayectorias, experiencia y programas”, pero ha añadido que “no se trata de pensar en lo que nos viene bien a ambos, sino en lo mejor para el partido y para España”. En cualquier caso, ha indicado que respetará “la decisión que tome la Comisión Organizadora” del Congreso del PP “pensando no en mí, sino lo que pueda interesar al partido”.

A la entrada al restaurante José Manuel García-Margallo ha dicho que es “absolutamente necesario que haya un debate de ideas para que los militantes puedan escoger con conocimiento de causa”. Personalmente ha afirmado que él “apuesta por ideas” y no “a caballo ganador” y ha asegurado que desconoce “los apoyos” que tienen los dos candidatos en liza.

El portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando –otro de los asistentes a esta cena- ha tomado la palabra para reconocer la trayectoria y la capacidad de los dos candidatos y para mostrarse convencido de que tras el Congreso, el PP “permanecerá unido”.

Hernando también ha tenido palabras de elogio para María Dolores de Cospedal, para reconocer el trabajo que ha desarrollado como secretaria general del partido, unas afirmaciones que ha sido respondidas con aplausos de los asistentes a la cena.

Además, durante su intervención el portavoz del PP en el Congreso ha recordado al expresidente del partido, Mariano Rajoy -que no asistió a la cena- para decir que, en su opinión, ha sido “el mejor presidente del Gobierno de la historia de España”.