El calor no da tregua y continuará al menos hasta el miércoles

Las temperaturas hasta cinco grados por encima de lo normal se mantendrán en puntos de Castilla y León, zona centro, puntos de Castilla-La Mancha, interior de Comunidad Valenciana y valle del Ebro

Los primeros días de esta semana estarán marcado por las altas temperaturas en buena parte de la Península y por las tormentas, que se concentrarán principalmente en el noroeste peninsular y que podrán ser fuertes y acompañadas de granizo en algunos puntos, según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), que también avisa de que la calima afectarán al centro y al sur peninsular, al menos hasta el miércoles.

El portavoz adjunto de la AEMET Rubén del Campo ha explicado a Europa Press que este lunes y martes estarán marcados por el calor y las tormentas. En concreto, las temperaturas altas seguirán afectando especialmente al noroeste y las tormentas se registrarán principalmente en el entorno de la cordillera cantábrica, donde se esperan chubascos tormentosos que podrían ser puntualmente fuertes, con más de 15 litros por metro cuadrado y con granizo en puntos de la cordillera Cantábrica y en zonas próximas.

Las temperaturas hasta cinco grados centígrados por encima de lo normal se mantendrán hasta el miércoles en puntos del oeste de Castilla y León y en la zona centro, en Madrid, norte y este de Castilla-La Mancha, en el interior de la Comunidad Valenciana y en zonas del valle del Ebro.

Las tormentas este martes seguirán en las mismas zonas aunque se podrían extender a otras áreas de la meseta norte.

En cuanto a las temperaturas, ha señalado que descenderán este martes en el centro de la Península, en la Comunidad de Madrid, Castilla-La Mancha y en el valle del Ebro, aunque las mínimas seguirán con valores por encima de 20 grados centígrados en muchos puntos.

Si bien, ha apuntado que este lunes en el suroeste de la Península y en Extremadura descenderán, unos 5 grados centígrados en Andalucía y unos 3 o 4 grados centígrados en Extremadura, respecto a los valores de este domingo, cuando se superaron los 40 grados centígrados e incluso se alcanzaron los 42 grados centígrados en el valle del Guadalquivir.

En el resto del país los termómetros seguirán sin cambios e incluso podrían subir ligeramente en la mitad oriental. Así, Del Campo ha precisado que en Castilla y León, centro de la Península, parte del sur de la Península y valle del Ebro este lunes llegarán a valores de entre 35 y 37 grados centígrados.

El portavoz ha añadido que el miércoles mantendrá esta misma situación debida a la Depresión Aislada en Niveles Altos (DANA) que está situada al oeste de la Península Ibérica, desde donde provoca la inestabilidad, al tiempo que favorece la llegad de polvo en suspensión o calima desde África y que afectará este lunes y martes al centro y sur de la Península, donde el miércoles podría empezar a remitir.

Además, ha explicado que la DANA se extenderá el miércoles a la mitad norte, donde se podrán producir tormentas en el área de la cordillera cantábrica, norte de Castilla y León, Navarra, La Rioja, Aragón, puntos de la Comunidad Valenciana y del este de Castilla-La Mancha.

Al mismo tiempo, de nuevo el miércoles las tormentas podrán ser fuertes y acompañadas puntualmente de granizo en el norte y en el este de Castilla y León y en el sistema Ibérico.

Ese día se notará un descenso de las temperaturas más marcado, sobre todo en el interior de la mitad norte y especialmente en la meseta norte. Ese día, las temperaturas bajarán a valores más normales para esta época, es decir, que de los 35 grados descenderán a 28 a 30 grados centígrados, “valores más propios para la época”.

Del Campo señala que a partir del jueves seguirán produciéndose la inestabilidad asociada a esta DANA, sobre todo en la mitad norte, y seguirán produciéndose tormentas en áreas de montaña mientras que de cara al fin de semana, poco a poco se alejará esta depresión en niveles altos de la atmósfera y se recuperará la estabilidad de la atmósfera excepto en áreas de montaña. El sábado las temperaturas podrán bajar más, pero el domingo podrán volver a subir.

En portavoz ha destacado las temperaturas máximas registradas este domingo en Montoro (Córdoba), con 42,1 grados centígrados; en el aeropuerto de Granada, 40,7 grados centígrados y en cuanto a las mínimas ha señalado en el observatorio de Madrid-Retiro no se ha bajado la pasada madrugada de los 23,5 grados centígrados.

Las noches tropicales van a seguir en buena parte del centro y del sur de la Península al menos hasta el miércoles y el jueves seguirán afectando al valle del Ebro y ha advertido de que las altas temperaturas nocturnas afectarán también al área mediterránea, donde la sensación de calor será mayor por la humedad.