La indignación por la libertad de La Manada vuelve a tomar las calles de Madrid

"Basta ya con la justicia patriarcal", "Que casualidad, que casualidad que uno de ellos sea militar" y "No es abuso, es violación" han sido los lemas más coreados

Miles de personas, en su mayoría mujeres, se han concentrado este viernes por la tarde en Madrid frente al Ministerio de Justicia para mostrar su indignación por la libertad provisional bajo fianza de 6.000 euros para los cinco miembros de La Manada condenados a nueve años de prisión por un delito de abuso sexual.

Una marea morada ha acudido alrededor de las 19.00 horas ante la sede del departamento que dirige Dolores Delgado, ubicada en el centro de Madrid. Allí han protestado al grito de “no es abuso, es violación” y “tranquila, hermana, aquí está tu Manada”, lemas habituales también en las movilizaciones que tuvieron lugar contra la sentencia de La Manada que absolvía a los jóvenes de un delito de agresión sexual.

Convocada por el Movimiento Feminista de Madrid a las siete de la tarde en la calle de San Bernardo, donde se encuentra el departamento de la que es nueva titular Dolores Mercado, a la protesta siguen llegando muchas personas. La policía ha desplegado un cordón de seguridad alrederor del ministerio.

“Basta ya con la justicia patriarcal”, “Que casualidad, que casualidad que uno de ellos sea militar” y “No es abuso, es violación“, han sido los lemas más coreados.

Los asistentes, que superan el millar según el Movimiento Feminista de Madrid -organización convocante- portan banderas, carteles y pancartas de rechazo a la decisión de los magistrados, que no aprecian riesgo de fuga de los condenados ni aprecian tampoco riesgo de reiteración delictiva.

Carlota Álvarez, del Movimiento Feminista de Madrid, ha declarado a Europa Press que el auto publicado este viernes es “un ataque más a las mujeres por parte de una justicia patriarcal”.