Pablo Iglesias ofrece a Pedro Sánchez un pacto de legislatura con 20 medidas concretas

El líder de Podemos pone sobre la mesa una batería de medidas, entre las que figuran, la derogación de las reformas laborales, el cierre de los CIE o la derogación de la ley mordaza.

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, se ha ofrecido este viernes al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, para ser su principal “socio de Gobierno” si pone en marcha una agenda de medidas sociales y le ha pedido que no deje que toda la “ilusión” que ha despertado su llegada sea “en vano”.

En su intervención inicial ante el Consejo Ciudadano Estatal de Podemos, que analiza hoy cuál debe ser su papel tras la llegada al Gobierno del PSOE, Iglesias ha emplazado a Sánchez a “mirar a la izquierda” y demostrar “voluntad política” para acordar con Unidos Podemos una batería de medidas que puedan salir adelante en lo que resta de legislatura.

Entre ellas, blindar la revalorización de las pensiones conforme al IPC y eliminar el factor de sostenibilidad, impulsar permisos de maternidad y paternidad iguales e intransferibles, derogar la ley mordaza y las dos últimas reformas laborales, subir a mil euros el salario mínimo interprofesional, aprobar una ley de renta garantizada o cerrar los CIES.

En este sentido, Iglesias ha insistido en que apoyará al Ejecutivo de Sánchez siempre que este impulse un gobierno con “una agenda social, feminista, ecologista y de cambio democrático”, y que incluya las demandas del 15M y el 8M.

Le ha recordado a Sánchez que muchas de las medidas que exige Podemos estaban en el programa del PSOE y le ha emplazado a cumplir sus propios compromisos.

El líder de Podemos ha pedido no “dar por muerta” la legislatura, algo que, en su opinión, “sería un error”, aunque ha insistido una vez más en que Sánchez “solo cuenta a priori con 84 diputados” y que “debe buscar apoyo”.

Para Iglesias, la elaboración en el próximo otoño de los Presupuestos Generales para el 2019 será la “oportunidad crucial” para concretar los retos a los que se enfrenta el Gobierno de Sánchez.

Entre los retos que ha destacado Iglesias están acabar con la corrupción en las instituciones, revertir las políticas de austeridad implantadas por el gobierno del PP y terminar con la violencia machista.

El secretario general de Podemos ha calificado los últimos años de gobierno del PP de “inmovilistas”, debido a los vetos a diversas leyes presentadas por los grupos políticos, y ha asegurado que ahora se abre un periodo de oportunidades para “convertir esas propuestas en leyes de verdad”.

Iglesias ha afirmado sentirse “contento y orgulloso” después de que “la España de las mujeres, la de los pensionistas, la de las mareas en defensa de servicios públicos” haya “echado” a Mariano Rajoy, aunque ha matizado que esto “es solo el inicio”.

Se ha demostrado que los números dan“, ha afirmado, en referencia a aquellas voces que dijeron que la formación de un gobierno alternativo no era posible debido a la aritmética parlamentaria.

Para Iglesias, la moción de censura que presentó Unidos Podemos hace un año ha resultado “muy importante para hacer posible” la nueva moción y se ha arrogado incluso parte del éxito de la moción de censura al asegurar que, cuando el PSOE “daba señales de no moverse políticamente”, ellos dieron “los pasos y hablaron con quien hacía falta hablar”.

Además, Iglesias ha recordado a Sánchez que la legitimidad de su Gobierno no se sustenta únicamente en los cinco millones de votantes del PSOE, sino también en los siete millones de personas que votaron a otras formaciones políticas, entre las que se encuentra Unidos Podemos, PNV, ERC y PDeCAT.