Mueren 64 personas en un incendio en un centro comercial de Siberia

El fuego, que ha arrasado unos 1.500 metros cuadrados y ya ha sido sofocado

Al menos 64 personas han muerto por el incendio registrado el domingo en un centro comercial de la localidad siberiana de Kemerovo, en el este de Rusia, según el balance de víctimas “definitivo” divulgado este lunes por el ministro de Emergencias, Vladimir Puchkov. El incendio, que ha arrasado unos 1.500 metros cuadrados y ya ha sido sofocado, se habría originado en el cuarto piso del centro comercial, donde se encuentran las salas de cine y los espacios recreativos infantiles, según la agencia de noticias Sputnik.

El presidente ruso, Vladimir Putin, ordenó el domingo movilizar todos los efectivos necesarios y proporcionar ayuda a las familias de las víctimas y heridos. En este sentido, el dirigente ha trasladado sus condolencias a las familias de los fallecidos y ha deseado una pronta recuperación a los heridos.

La ministra de Sanidad, Veronika Skvortsova, se ha trasladado hasta Kemerovo a petición del primer ministro, Dimitri Medvedev, para supervisar en persona la atención médica a los heridos. Hasta el lugar también ha acudido Puchkov, que ha declarado la situación de emergencia en la provincia y ha pedido a los organismos federales que presten su apoyo ante la tragedia.

El Comité de Investigaciones de Rusia, que ha abierto una investigación penal a raíz de lo sucedido, ha informado de que cuatro personas, entre ellas el director de la empresa operadora del centro comercial y el arrendatario de un local en el que pudo haberse provocado el incendio, fueron detenidos y serán interrogados.

Por otra parte, el viceministro de Emergencias de Rusia, Vladlen Aksenov, ha alertado este lunes de que el centro comercial incendiado presenta un riesgo inminente de derrumbe –después de que dos de las salas de cine se hundieran debido a los daños estructurales causados por el intenso fuego–. Aksenov ha indicado que “las placas entre los pisos están cediendo debido al potente incendio registrado el domingo en el edificio”.

Los equipos de bomberos tardaron más de seis horas en controlar las llamas que afectaron una superficie de 1.500 metros cuadrados. El subdirector del Centro Nacional de Control de Crisis, Andrei Mamchenkov, ha indicado que en las labores de rescate participan 660 personas.

Las llamas arrasaron también un zoo que se encontraba en la tercera planta del edificio, que albergaba a cerca de 200 animales. “Lo más probable es que no se haya salvado nada”, declaró una de las empleadas, que explicaba que no había posibilidad de abrir las jaulas.