Sánchez a Rajoy: ‘¿No sabe cómo revalorizar las pensiones con el IPC? Pues cree un impuesto a la banca’

“Hemos mordido en la yugular a Rajoy y no vamos a soltar la presa”. Así se expresaba metafóricamente esta mañana, refiriéndose a las movilizaciones sobre pensiones y derechos de las mujeres, un dirigente del PSOE que acudió a la reunión de su Grupo Parlamentario en la que Pedro Sánchez ha pedido a sus diputados y senadores que se vuelquen en poner sobre el tablero político su agenda por la igualdad en estrecho acuerdo con las movilizaciones callejeras de protesta.

En el inicio de la reunión, el secretario general ha pedido a sus parlamentarios que reclamen en el pleno extraordinario sobre pensiones que celebra mañana el Congreso con la presencia de Mariano Rajoy que abra el debate sobre las vías complementarias de financiación de la Seguridad Social llevando a los Presupuestos Generales del Estado los gatos de gestión. Una financiación posible, insistió, si se crea un impuesto extraordinario a la banca que puede garantizar la subida anual de las pensiones al mismo ritmo que crece el IPC.

Sánchez, que se volcó en los temas que han agitado las movilizaciones callejeras (pensiones e igualdad entre hombres y mujeres), empezó destacando que “en enero pasó desapercibida una noticia que significaba un hito importante, la de que el Gobierno pidió un crédito de en torno a 15.000 millones de euros que representaba su fracaso en la gestión del sistema público de pensiones”. Ese crédito, añadió, “tiene mucho que ver con la reforma laboral, como demuestra que ahora tenemos el mismo número de cotizantes que en 2011 pero los ingresos son inferiores por la precariedad y la devaluación salarial”.

Tras destacar que “el reparto de la riqueza es cada vez más desigual, semejante al de 1989”, Sánchez señaló que “la mejor política social siempre es que haya salarios dignos y empleos decentes, lo que no garantiza la reforma laboral del PP”. “La contrarreforma de 2013 no ha garantizado ni la sostenibilidad ni la dignidad de las pensiones y la pérdida de poder adquisitivo de los pensionistas va a ser del 11%, de 118 euros al mes, en los próximos cinco años”, concretó.

El PP ha volado el Pacto de Toledo

Respondiendo a las acusaciones que el PP hace a la oposición, Sánchez comentó que “quien ha volado por los aires el Pacto de Toledo ha sido el PP imponiendo su anterior mayoría absoluta”. Y comentó que lo único que ha hecho el Gobierno ha sido proponer “ocurrencias, parches y descalificaciones a los afectados”.

“Primero dijeron que los pensionistas eran un colectivo privilegiado, cuando 6 de cada 19 pensionistas, echando una mano en casa, son las guarderías de las familias”, enumeró. Después, continuó diciendo, plantearon remiendos como la posibilidad de aumentar el número de años de cotización, luego que había que tener en cuenta los últimos 25 años trabajados y ahora no sabemos cuál es su posición porque Montoro habla de reforma fiscal cuando solo 1 de cada 4 pensionistas tiene retenciones en el IRPF “y lo último ha sido la reflexión del presidente apelando al ahorro de los jubilados”.

Fue en ese punto donde pidió a su Grupo Parlamentario, a quien representará mañana Margarita Robles, que defiendan la “propuesta integral PSOE” en la que se sostiene que “es posible garantizar el sistema público de pensiones pero siempre que haya un Gobierno que se crea el Estado de Bienestar”. A su juicio, hay que dignificar el mercado laboral derogando la reforma laboral, reivindicar el pacto de rentas en la misma línea que están haciendo los sindicatos y llevar adelante un Plan de lucha contra la precariedad y la explotación laboral que puede suponer unos ingresos de en torno a 2.000 millones de euros.

Levantamiento social

El líder socialista destacó que “vemos un levantamiento social como consecuencia de un Gob que ha aprovechado crisis para destruir el andamiaje del Estado de Bienestar” y afirmó que lo que está sucediendo es que “la calle sale a reclamar una redistribución justa de la riqueza”. “La demanda que hay en la calle tiene mucho que ver en cómo la sociedad va por un lado y el Gobierno por otro, en cómo la sociedad se va movilizando para que los frutos que se ven en el crecimiento de las grandes cifras, del 3% en el PIB, tiene que redistribuirse”, dijo antes de señalar que los socialistas van “a impulsar la agenda política por la igualdad” en el Parlamento. “Y lo vamos a hacer también en aquellas instituciones en que gobernamos”, abundó.

Tras reseñar que “el 8-M se visualizó qué partidos políticos creemos en la igualdad y qué otros no” y recordar que ayer la Ejecutiva socialista pidió un pleno extraordinario sobre igualdad entre hombres y mujeres que sea “constante y sistemático” porque se debe celebrarse anualmente a lo largo de esta legislatura, Sánchez adelantó cuatro demandas concretas que presentarán mañana en el pleno del Congreso sobre pensiones. La primera es “una demanda que está incorporada en la disposición adicional de la Ley de Seguridad Social y que el Gobierno tiene que cumplir este año aumentando las pensiones de viudedad al 60%”.

La segunda es que “hay que reconocer el bonus de 2 años de cotización por cada hijo nacido a efectos del cálculo de la pensión”, una propuesta, destacó, que llevamos en nuestro programa electoral porque es necesario valorar el impacto que, por desgracia, la maternidad tiene sobre las carreras profesionales de las mujeres. La tercera, dijo es “recuperar el derecho a las cotizaciones de la Seguridad Social de los cuidadores no profesionales que están incorporados en el sistema nacional de Dependencia y que en su mayoría son mujeres familiares de los dependientes”.

Finalmente, “al hilo de la igualdad laboral que proponemos, es evidente que tenemos que abrir el debate sobre la extensión y universalización del sistema de educación público de nuestro país para que los niños y niñas de 0 a 3 años tengan garantizada la guardería, la escuela infantil, lo que no se produce como consecuencia de los recortes efectuados por el Gobierno”.