El Gobierno no aceptará “ninguna farsa” en la elección del presidente de la Generalitat

La abogacía del Estado no impugnará las "declaraciones de voluntades" como la que aprobó el Parlament para que vuelva Puigdemont

El ministro portavoz, Íñigo Méndez de Vigo, ha asegurado que el Gobierno no va a aceptar “ninguna farsa” en la elección del presidente de la Generalitat tras la presentación como candidato de Jordi Sánchez que está en prisión provisional.  “Estamos hablando de gobernar pero esto de gobernar a tiempo parcial por estar fugado por estar fugado o en la cárcel no se puede consentir. No se sostiene en pie”, ha advertido.

También el ministro de Justicia, Rafael Catalá, en la rueda de prensa tras el Consejo de Ministros se ha referido al candidato a la presidencia y ha advertido que tanto la Constitución, como el Estatuto de Cataluña como la Ley electoral establecen que la investidura tiene que ser presencial, por lo que la decisión de que saliera de la cárcel para hacerlo dependería del Juez del caso. “No puede llevarse a cabo una investidura sin la presencia del investido”, ha avisado ya que, al margen de la situación legal, parece “fuera de la lógica y del sentido común”.

El responsable de Justicia ha asegurado demás de que desde la Abogacía del Estado están constantemente estudiando si se vulnera la ley. Pero ha señalado que la declaración que hizo este jueves el Parlament para que Carles Puigdemont pueda volver a España para ser el presidente de la Generalitat no se puede impugnar porque las declaraciones eran “políticas” o “de voluntades”.

Catalá ha explicado que “existe numerosa jurisprudencia” que rechaza la posibilidad de impugnarlo. En concreto ha comentado que la abogacía hace una labor de conformar informes sobre el Parlamento de Cataluña y que siempre estudian si hay una vulneración del marco normativo. Sin embargo, al ser “una declaración política que se queda en el plano político” y al existir reiterada jurisprudencia al respecto “no hay posibilidad de aplicar vía jurisdiccional”.

En cambio, si se aprobara algo en el Parlament que tenga efectos jurídicos ahí si actuaría la abogacía e impugnaría la resolución, ha señalado.

No habrá estructuras paralelas en Bruselas

Por su parte el ministro Portavoz, Íñigo Méndez de Vigo, ha descartado que Puigdemont pueda establecer una estructura paralela de gobierno en Bruselas, tal y como ha planteado JxCat,  porque no tendría “ninguna efectividad”.

En su opinión, “es imposible” porque lo establece la Constitución y el Estatuto y no son mas que “irrealidades” al tiempo que ha advertido que tampoco tendrían acceso a “ningún euro del erario público” para sufragarlas.

Fuentes del Ejecutivo, ha asegurado que el Gobierno lleva investigando cómo se financia en Bruselas Carles Puigdemont desde que se fugó, pero han reconocido que aun no han llegado a una conclusión definitiva, aunque tienen claro que acabarán descubriéndolo.

Una subida de las pensiones ‘electoralista’

En cuanto a la subida de las pensiones que reclama la oposición, Méndez de Vigo lo ha calificado de “electoralista” y ha defendido que estos temas deberían debatirse debatirse por los técnicos en el marco del Pacto de Toledo y “no debemos entrar en electoralistas ni pujas que pueden agradar al oído de muchos pero que no son realidad”.

También ha reconocido que el Gobierno aun no tiene fecha para la celebración del pleno monográfico sobre pensiones que ha pedido el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y ha explicado que la decisión depende de la presidenta del Congreso, Ana Pastor.