Sánchez ve “desafortunado” que Torrent anteponga los intereses de un prófugo

El líder del PSOE dice que tenía que haber propuesto a un candidato “viable” y lamenta que el independentismo renuncie a gobernar Cataluña

Pedro Sánchez considera que la decisión de Roger Torrent de postergar el pleno de investidura es “desafortunada” porque antepone los intereses de Carlos Puigdemont al de los catalanes sin tener en cuenta a las fuerzas parlamentarias del Parlamento de Castaluña que no son independentistas. Además, lamenta que los independentistas renuncien a gobernar Cataluña respondiendo a los intereses “personales de un prófugo de la justicia”.

Antes de presidir este martes la reunión del Grupo Parlamentario Socialista en el Congreso, el secretario general del PSOE consideró que la decisión de Torrent ha sido desafortunada porque, a su juicio, “el presidente del Parlamento de Cataluña tiene que responder no a una parte del Parlamento sino al conjunto de fuerzas parlamentarias que están representadas”, a lo que añadió que “lamentablemente lo que estamos viendo es un independentismo renunciando a gobernar Catañuña”.

“Hoy más que nunca hay que acordarse de los catalanes y catalanas que siguen sin tener un Gobierno y debemos tener en cuenta que hay un independentismo que lo que hace es renunciar a gobernar y, en consecuencia, antepone los intereses de un catalán prófugo al conjunto de intereses de catalanes y catalanas que lo que necesitan es un Gobierno que se involucre y se vuelque en resolver los problemas cotidianos de la ciudadanía”, destacó.

“Lo que tenemos que hacer sobre todo–siguió diciendo- es exigirle a la la mayoría parlamentaria independentista que abandone, que se emancipe, del señor Puigdemont, y que no continúe en la deriva de solamente pensar en el 47% de la población catalana que votó a esas formaciones independentistas sino que aspire a gobernar al conjunto de la ciudadanía”. “Insisto, están anteponiendo el interés de un catalán prófugo al interés general del conjunto de los catalanes y catalanas”, lamentó.

Que Torrent proponga un candidato “posible”

A su entender, “lo que Torrent tenía que haber hecho es proponer a un candidato posible, viable, para gobernar Cataluña”. “Y el señor Puigdemont no lo es”, abundó. “Está anteponiendo los intereses personales y políticos de un prófugo a los intereses del conjunto de los catalanes”, explicó de nuevo.

Sánchez no quiso polemizar sobre el recurso presentado por el Gobierno al Tribunal Constitucional ni entrar a valorar las razones jurídicas por las que Torrent haya podido adoptar su decisión. “Con independencia de cuál sea la estrategia política que siga el independentismo respecto a la vía judicial, lo que me parece relevante es que hoy el independentismo está renunciando a gobernar Cataluña, está abandonando a millones de catalanes que necesitan un Gobierno que se preocupe y se dedique a su educación, a su sanidad, a la dependencia, al empleo, a la industria, un Gobierno que atienda a todas las consecuencia económicas que este bloque secesionista está planteando en el día a día de muchísimos catalanes”, valoró.

Sobre el recurso dijo que no quiere polemizar porque “estamos ante una crisis de Estado y creo que es importante que los españoles vean al principal partido de la oposición apoyando al Gobierno en esta situación tan difícil y compleja”. “Creo que los catalanes merecen un Gobierno que se dedique a las cosas de comer, a las cosas importantes” añadió.

Tras aclarar que “no puedo estar radiando a qué hora y qué día hablo con el presidente del Gobierno, con el que lo hago en muchas ocasiones”, Sánchez dijo que “tiene que haber un candidato alternativo (a Puigdemont), un candidato viable que no sea inconstitucional para una legislatura que tiene que ser constitucional en Cataluña”. “El señor Torrent lo que tiene que hacer es recordar algo que dijo al principio de su mandato, que tiene que ser el presidente de todas las fuerzas parlamentarias presentes en el Parlamento de Cataluña, no de una parte, y lo importante es recordar esa premisa y que no se puede bloquear la vida política en Cataluña porque los problemas de los ciudadanos son urgentes y se tiene que formar un Gobierno para darles solución”, precisó.

“Necesitamos una legislatura constitucional y al frente de ella no puede haber un presidente inconstitucional”, siguió reflexionando. “Hay que pasar la página negra del señor Puigdemont y abrir un horizonte nuevo en la política catalana y eso está en la mano ahora mismo del bloque que tiene la mayoría parlamentaria”, concluyó.