La ANC tenía entre 20.000 y 30.000 voluntarios preparados para hundir la Bolsa

La Asamblea Nacional Catalana (ANC) tenía a entre 20.000 y 30.000 voluntarios preparados para provocar la caída de la Bolsa y disparar los intereses de la deuda española para llamar la atención de Europa, dijo al diario 'Le Monde' un dirigente de esa organización independentista que pidió el anonimato.

El vespertino francés incluye esa información en su edición del 1 de diciembre dentro de un extenso reportaje consagrado a la crisis catalana, en coincidencia con el mes que el expresident de la Generalitat Carles Puigdemont lleva en Bruselas.

Puigdemont y cuatro de sus exconsejeros se marcharon a la capital belga después del cese de su administración, a finales de octubre, tras la entrada en vigor del artículo 155 de la Constitución, impulsado por el Gobierno español a consecuencia del referéndum ilegal de Cataluña del 1 de octubre.

Le Monde cita a un “responsable” de la ANC, que pidió el anonimato y que dice que “el plan era resistir. Teníamos suficientes Mossos de nuestro lado para formar un cuerpo de elite armado de 200 agentes, con una reserva de 2.000 a 3.000 adicionales.”

“Teníamos pensado un plan para provocar la caída de la Bolsa y hacer subir las tasas de interés de la deuda española para que Europa y Madrid reaccionasen”, señala la fuente.

Para este plan, añade, la ANC “podía contar con entre 20.000 y 30.000 voluntarios para llevarlo a cabo exitosamente”.

El mismo reportaje recoge el desconcierto entre los independentistas una vez que se declara la independencia unilateralmente, el pasado 27 de octubre.

“Pensamos que después de declarar la independencia la policía vendría a arrestarnos (al Parlament catalán) y entonces nosotros nos habríamos encerrado” allí, contó, por su parte, a Le Monde Joan Ramón Casals, diputado del PeDeCat en el disuelto legislativo catalán.