Apuñalan a un alcalde alemán por su política de refugiados

El atacante, que según varios testigos estaba borracho, ya ha sido detenido y el político ha podido abandonar el hospital

Andreas Hollstein, el alcalde de la localidad alemana de Altena, en el oeste del país, ha resultado herido este lunes tras recibir una puñalada en el cuello cuando se encontraba en un establecimiento de comida rápida en el marco de un ataque que ha sido considero como “políticamente motivado” por las autoridades. 

El atacante, que según varios testigos estaba borracho en el momento de los hechos, que tuvieron lugar en un restaurante ‘kebab’, preguntó a Hollstein su nombre antes de apuñalarle y criticó la política de refugiados del político local. 

“Hollstein está en el hospital, su vida no está en peligro”, ha señalado el presidente del Gobierno regional de Renania del Norte-Westfalia, Armin Laschet. “Las autoridades están procediendo bajo la teoría de que se trata de un ataque políticamente motivado”, ha añadido.

Según explicó a los medios el dueño de local, el agresor, que se encuentra detenido, se dirigió antes del ataque a su víctima y le pregunto: “¿Es usted el alcalde?” Hollstein resultó herido en el cuello y tuvo que ser trasladado al hospital, que pudo abandonar la misma noche.

“Había gente a mi lado que acudió en mi ayuda y me alegro de seguir con vida”, dijo el propio alcalde de Altena, localidad que no llega a los 18.000 habitantes, al diario local ‘Lokalstimme’. El atacante, que se encuentra bajo custodia policial, realizó varios comentarios sobre las políticas antiinmigración y los refugiados.

La localidad de Altena es conocida en Alemania por acoger a más refugiados de los que le correspondería por la fórmula de reparto establecida. Hollstein forma parte de la Unión Demócrata Cristiana (CDU) de la canciller, Angela Merkel.

Estoy horrorizada ante el ataque con cuchillo al alcalde Andreas Hollstein, y muy aliviada de que ya pueda estar de nuevo con su familia. Gracias a todos los que le han ayudado”, dijo la canciller, citada por el portavoz del Gobierno, Steffen Seibert, vía Twitter.

La postura abierta del alcalde hacia la acogida de solicitantes de asilo contrasta con el ataque incendiario perpetrado por dos hombres en octubre de 2015 contra una casa en Altena en la se alojaban siete refugiados sirios.

Precisamente por su especial compromiso con la acogida de refugiados, Altena recibió este año el Premio Nacional de Integración, entregado por la canciller y dotado con 10.000 euros.

El ataque con cuchillo a Hollstein recuerda a la agresión de la que fue víctima la entonces candidata a la alcaldía de Colonia, la independiente Henriette Reker, en octubre de 2015, en la víspera de las elecciones, también por su política de refugiados.

Reker sobrevivió a la agresión, fue elegida alcaldesa cuando se encontraba en coma inducido, y sólo pudo asumir el cargo tras semanas de recuperación.