El PP quiere investigar a ‘todos’ los partidos y C’s le reprocha que falte a su palabra

El tira y afloja entre Ciudadanos y PP sobre la creación de una comisión para investigar la financiación irregular del Partido Popular hasta subiendo muchos grados de temperatura en el Congreso hasta el punto de que Rivera está dispuesto a mucho más que solo sacar los colores al Presidente del Gobierno, Mariano Rajoy este miércoles, en la sesión de control al Gobierno por incumplir los pactos una vez más. Es cierto que en la formación naranja no creen que llegará la sangre al río y dan por hecho que no se romperá el pacto, pero si aseguran que a Ciudadanos se les está acabando la paciencia. Tanto que algunos diputados aseguran que no les importaría que el PP cumpla con su amenaza de convocar elecciones ante los numerosos incumplimientos ya que no es de fiar.

Este martes, mientras el portavoz del PP, Rafael Hernando, insistía en que ellos apuestan por una comisión de investigación de la financiación que incluya a todos los partidos y que no descarta registrar la petición de esta petición de forma conjunta, el portavoz de Ciudadanos, Juan Carlos Girauta, se ha preguntado si el PP es “un partido dominado por una serie de personas que no tienen palabra” y si será el señor Rajoy una persona que no es de fiar.

El Grupo Parlamentario de Ciudadanos exige a Rajoy que cumpla ya con lo que se firmó y que se dejen de trucos y dilaciones. Girauta hace una semana expresó públicamente su “convicción intelectual” de que Hernando registraría con él la petición de esta comisión, pero lamentablemente “mi convicción ha sido desmentida por la realidad”, ha lamentado en declaraciones en el Congreso.

En el PP por su parte tienen claro que si no llegan a un acuerdo, ellos presentarán su propia propuesta a la espera de que Ciudadanos haga la suya, pero mientras tanto, la formación naranja ya se encuentra en conversaciones con el resto de partidos para tratar de que salga adelante su iniciativa con o sin el PP. Hay que tener en cuenta que Ciudadanos necesita al menos a otro grupo para presentar su propuesta y que pueda ser aprobada.

Desde el PSOE, las fuentes consultadas por Republica.com aseguran que si saliera adelante la comisión de investigación que propone el PP para que se investigue a todos los partidos, se sentirían “obligados” a apoyarla, puesto que si no lo hicieran se les podría “considerar sospechosos de algo”. En cualquier caso consideran que se trata de “una estrategia para desvirtuar la comisión” que firmó con Ciudadanos puesto que no es lo mismo investigar a un partido que a todos, aunque la mayoría no tengan nada que ocultar.

En Ciudadanos comparten esa opinión, ya que no ven necesario investigar a partidos como el suyo que es transparente y en el que “ya se sabe que no tienen nada que ocultar”. Insisten en que si los populares firmaron esta iniciativa en el punto número 6 del pacto de investidura debería cumplirlo.

La postura de Podemos es que están a favor de cualquier comisión de investigación sobre la financiación de partidos pero están a la espera de ver el texto de la enmienda que se presente. En cualquier caso han señalado a este periódico que están “en contra de cualquier intención por parte del PP de eludir sus responsabilidades”.

Y es precisamente sobre este tema que el propio Albert Rivera va a preguntar mañana en la sesión de control en el Congreso de los Diputados al Presidente del Gobierno. Fuentes de la formación naranja han asegurado a Republica.com que el presidente de Ciudadanos va a insistir en su pregunta sobre el “incumplimiento” del pacto para la creación de una comisión de investigación sobre la financiación irregular del PP y en que eso “es lo que han firmado y que deben cumplirlo”.

Una vez más, Ciudadanos se encuentran en la situación de tener que presionar al PP para que cumplan lo que han firmado. En el partido comienzan a estar hartos de esta posición y, al igual que ya han hecho en Murcia, están dispuestos a sacar los colores a sus socios parlamentarios y a insistir en que no son de fiar. Pero la clave está en si algún día romperán el acuerdo.