Fillon insiste en que será candidato pese a los ataques

Fillon ha reconocido que "no es el primero" que vive una situación "extremadamente violenta" como la suya y que "en casi todas las elecciones presidenciales hay asuntos que salen"

El candidato de Los Republicanos al Elíseo, François Fillon, ha asegurado que no retirará su candidatura pese a los “ataques” de los que está siendo objeto por los supuestos empleos ficticios de su mujer, Penelope, que habría cobrado hasta 900.000 euros por ellos.

“Yo he elegido ser candidato a las elecciones presidenciales y cuando se es candidato uno no se queja a continuación de la violencia de los ataques, sino que los acepta desgraciadamente como escorias de nuestro sistema democrático y los afronta”, ha declarado a la prensa el antiguo primer ministro.

“Yo voy a afrontarlos hasta el final”, ha prometido, rechazando abandonar su candidatura a la Presidencia, como habían planteado ya algunos diputados de su partido este miércoles.

Fillon ha reconocido que “no es el primero” que vive una situación “extremadamente violenta” como la suya y que “en casi todas las elecciones presidenciales hay asuntos que salen”.

“Seré candidato a las elecciones presidenciales porque porto un mensaje político que a mi modo de ver es el único que puede permitir la recuperación nacional”, ha añadido el candidato de la derecha.

“Si queremos encontrarnos en segunda vuelta de las presidenciales entre el proyecto loco de la señora (Marine) Le Pen y un candidato, Emmanuel Macron, sin ninguna experiencia y sin ninguna mayoría, entonces, evidentemente hay que continuar con esta violencia”, ha remachado.

Sondeos

Un sondeo publicado este miércoles sitúa a la líder del Frente Nacional y a Macron, candidato independiente, en la segunda vuelta, en la que el segundo se impondría a Le Pen, que ganaría eso sí en la primera ronda del 23 de abril.

Sin embargo, otra encuesta publicada por ‘Paris Match’ e iTélé sitúa a Le Pen ganadora en primera vuelta con el 24 por ciento, por delante de Fillon, con el 21 por ciento, y de Macron, con el 20 por ciento. El candidato de Los Republicanos, de acuerdo con el sondeo de Ifop, se impondría en la segunda con el 60 por ciento.

Fillon se ha reunido con el grupo parlamentario de Los Republicanos. “Nos enfrentamos a un golpe institucional de la izquierda”, les ha dicho en la reunión a puerta cerrada. Fillon ha pedido a los diputados de su partido político que permanezcan a su lado al menos “15 días”, tiempo suficiente para que la investigación oficial sobre lo que la prensa ya ha bautizado como el ‘Penelopegate’ empiece a dar resultados.

Las aspiraciones presidenciales de Fillon se han visto perjudicadas por el escándalo sobre la contratación de su mujer, Penelope, para ejercer de asesora, sin que, de acuerdo con las informaciones periodísticas, prestara realmente servicio alguno. En total, se habría embolsado 900.000 euros.