Podemos se mantiene como segunda fuerza en las 5 principales provincias

El PP con 26 escaños, seguido de Podemos con 25, se situarían en primer lugar en intención de voto en las cinco provincias más pobladas de España si se celebrasen hoy elecciones con una participación similar a la del 20 de diciembre. Así, los españoles no se arrepienten de haber roto el bipartidismo y se muestran dispuestos a reproducir un resultado similar al del 20-D si se llevasen a cabo nuevos comicios. Sin embargo, tres meses de bloqueo político han pasado factura a algunas formaciones en circunscripciones clave, como es el caso de Podemos en Madrid.

La formación morada pasaría de ser la segunda a la cuarta fuerza en Madrid, perdiendo cerca de un 4% respecto al resultado de diciembre, y se debilita en aquellas provincias donde se presenta en solitario, sin la ayuda de aliados territoriales. Ello en favor de Ciudadanos, que ganaría tres puntos y medio y sería el segundo partido más votado, sólo por detrás del PP. Así lo refleja una encuesta de Metroscopia elaborada para El País, de donde también se extrae que el partido de Iglesias perdería dos escaños, los de Rivera ganarían uno, al igual que el PSOE e IU, mientras que el PP perdería un diputado al dejarse algo más de dos puntos de intención de voto.

Otro resultado sorprendente es el de Valencia. Al esperable descalabro del PP, que pierde cinco puntos y medio y un escaño, se une una fuerte bajada de Podemos-Compromís -más de tres puntos y medio y también un escaño-. El PSOE se mantiene tanto en porcentaje como en diputados mientras que Ciudadanos e IU tiene fuertes subidas: los de Rivera ganan más de cinco puntos y un escaño y los de Garzón dos puntos y medio para obtener su primer diputado en la provincia.

Barcelona es el único lugar en el que avanza el partido de Iglesias -en este caso dentro del conglomerado En Comú Podem-: logran unas décimas más de intención de voto y un escaño más. Por su parte también Ciudadanos sube más de dos puntos y tendría un escaño extra -cinco en lugar de cuatro-. En esta provincia se dejarían un escaño tanto el PP como la nueva marca de CDC, Democràcia i Llibertat.

En las cinco provincias pequeñas, por su parte, el vaivén de diputados beneficia al PP, que tendría 12 en lugar de 11, y sobre todo a Ciudadanos, que tendría cinco mientras que ahora sólo tiene uno. Tanto el PSOE, dos menos, como Podemos, pierde tres, sufrirían en estas circunscripciones. Este sondeo ha realizado entre el 7 y el 17 de marzo, por lo que no recogería fielmente el impacto de la crisis interna de Podemos que ha estallado esta última semana con el cese de Sergio Pascual.