El papa sorprende a los turistas de Roma acudiendo a una óptica del centro de la ciudad

El pontífice se sometió a un examen óptico y se probó diversas monturas, mientras decenas de personas se congregaban a las puertas del establecimiento

El papa Francisco ha acudido este viernes a una óptica en el centro de Roma para renovar sus gafas y ha sorprendido así a los turistas que se encontraban en la zona, según informó el diario vaticano ‘L’Osservatore Romano’.

El pontífice se ha desplazado en coche hasta una óptica que se encontraba en vía del Babuino, muy cerca de la céntrica Piazza del Popolo.

Ya en el interior, se ha sometido a un examen óptico y se ha probado diversas monturas, mientras decenas de personas se han congregado en la puerta del establecimiento para poder verle salir y recibir su saludo.

El propietario de la tienda, Alessandro Spiezia, relató a los medios después de la visita que el papa le ha indicado que solo quería “renovar sus cristales”. “No quiero una montura nueva, solo necesito cambiar los cristales. No quiero gastar“, indicó el papa, según el testimonio de Spiezia.

El propietario de la óptica también explicó que el pontífice le ha pedido que le indicara el precio del servicio, a pesar de que no le quería cobrar: “Por favor Alessandro, me dice lo que cuesta para pagarlo”, le dijo Jorge Bergoglio.