Bádminton

Los representantes de Carolina Marín acusan a la Federación de mentir y tratar de imponer sus condiciones publicitarias

La FESBA no ha inscrito a España en un campeonato europeo porque la campeona del mundo no aceptó las condiciones que quiso imponer

Los representantes de la campeona del mundo de bádminton, Carolina Marín, no "participaron" ni "aprobaron" la nueva normativa de la Federación Española (FESBA) para la cesión de sus derechos de imagen, que ha provocado la no inscripción de España en el Campeonato de Europa por Equipos Mixtos en Bélgica.

Así lo asegura en un comunicado 'Annapurna Sport Team', empresa que representa a Carolina Marín, en el que desmiente, según ella, las informaciones "falsas" que la FESBA ha difundido, entre ellas el comunicado del pasado 10 de febrero en el que manifestaba que "en la confección de la citada normativa participaron, entre otros agentes, los representantes de la actual campeona del mundo, como una de las máximas interesadas", en la reunión del 30 de diciembre en el CSD con presencia de su, presidente Miguel Cardenal.

Igualmente, en el mismo comunicado la FESBA afirmaba que la normativa fue consensuada "por los diferentes agentes consultados en la materia sobre la que trata".

En este sentido, Annapurna Sports indicó que las afirmaciones de la FESBA son "radicalmente falsas", ya que ésta "no ha participado en la elaboración de la normativa controvertida ni, mucho menos, aceptado ni dado su aprobación a la misma".

Asimismo, en el comunicado, firmado por Gonzalo Iglesias Antelo, Socio Director de Annapurna Sport Team, informan de que sus abogados se han puesto en contacto con los representantes de la FESBA y les han requerido para que "rectifiquen dicha información con carácter inmediato por las mismas vías de difusión".

Para los representantes de Carolina Marín, las "falsedades" difundidas por la FESBA y su presidente, David Cabello, no hacen sino "agravar" la ya "lamentable situación" creada por ambos por el "abusivo intento de imposición" a los jugadores del equipo nacional de la cesión de parte de sus derechos de imagen y publicidad, cuyo más "flagrante ejemplo ha sido la injustificada decisión" de impedir disputar el Europeo por Equipos Mixtos, que se están celebrando en Lovaina (Bélgica).