Catadeperfumes te invita a disfrutar de una experiencia sensorial completa

El otro día tuve la ocasión de participar, de la mano de Catadeperfumes, en un interesantísimo taller para descubrir y experimentar el apasionante mundo de las fragancias.

Pero voy a ir por partes, como presentación Catadeperfumes es el proyecto personal de dos profesionales con una dilatada carrera y reconocido prestigio en el sector de la perfumería. Por un lado, Raquel Navarro, bióloga y Máster en Perfumería y Cosmética, Marketing y Comunicación. Por otro, María Vélez, farmacéutica y Máster en Coaching, Marketing y Comunicación. Ambas aseguran que este proyecto nace por su amor al perfume. También es su apasionado homenaje tras años de dedicación a estudiar su mundo y transmitirlo. Y es que ya el perfume se ha convertido en parte de su esencia, en compañero y aliado.

Las dos forman un tándem perfecto a la hora de comunicar y adentrar a los participantes en sus talleres en el fascinante mundo de los aromas, de las sensaciones y de las emociones e, incluso, en el de la memoria sensorial y olfativa. Al mismo tiempo, te demuestran cómo un perfume muestra a los demás cómo somos, cómo sentimos, cómo nos vemos, incluso nuestro estado de ánimo… en definitiva, nuestras señas de identidad.

En el denominado Taller de Iniciación al Universo del Perfume, Raquel Navarro y María Vélez te dan la oportunidad de conocer el perfume desde sus orígenes, recorrer su fascinante historia y descubrir el misterio de su creación.

Y aquí va un poco de historia del perfume, que se inicia en las antiguas civilizaciones de Egipto, Grecia y Roma. En la Edad Media, en concreto en 1310, se crea el primer producto conocido como agua de colonia, el Agua de Hungría. El Renacimiento nos desvela que la cuna del perfume fue la ciudad de Florencia, y, en concreto, Catalina de Médicis, que tras su boda con Enrique II de Francia, introduce en este país las fragancias. Después vive una época de esplendor entre 1600 y 1700 en Versalles de la mano del Rey Sol y María Antonieta.

En el siglo XIX, durante la época del Romanticismo, nace el agua de colonia ‘4711’, en la ciudad alemana del mismo nombre. Este siglo también ve nacer a grandes maisons de perfumes como Guerlain que en 1828 abre un almacén de perfume en el número 42 de la parisina calle Rívoli.

Ya en el siglo XX, en los años de la Belle Époque, se crean los primeros frascos de perfume. En concreto la firma de joyería Cartier comienza a fabricar estuches para perfumes y frascos por encargo. En 1938 se registra la marca Parfums Cartier y a finales de los años setenta se lanza los Must de Cartier, y en 1981 aparece ‘Must de Cartier’, el primer perfume de la marca en un auténtico frasco-joya.

Además, el perfume también ha tenido mucho que ver en la democratización de la Alta Costura que se produce en los años 50. Ahora vivimos una etapa en la que la última tendencia son las denominadas Marcas Nicho o perfumes de autor.

Ya metidos en arena, Raquel Navarro y María Vélez explican los elementos que intervienen en la creación de un perfume: la Naturaleza, la tecnología y el arte. Y también que existe la denominada ‘melodía aromática’, que está integrada por acordes y estos, por notas olfativas. En toda fragancia intervienen un ingrediente base, el alcohol desnaturalizado de 96º, y las esencias, que pueden ser naturales, animales o vegetales, y de síntesis.

Una parte muy interesante del taller es el momento en el que se explican las principales familias olfativas. Se diferencian cuatro familias estándar: notas florales, notas orientales, notas amaderadas y notas frescas.

Las notas florales son la familia olfativa más grande y más popular de todas. Las notas orientales pueden ser floral-orientales, orientales suaves, orientales amaderados. Las notas amaderadas son elegantes y sofisticadas. Pueden ser amaderadas musgosas, más conocidas como chipres, o amaderadas secas. Y, por último, las notas frescas pueden ser cítricas o hespérides, acuáticas o marinas, las fragancias verdes, los frutales y los aromáticas o aromáticas fougère.

Y todo esto apoyado en una cata experimental de materias primas y fragancias, para conocer las familias olfativas y recorrer los aromas con los cinco sentidos.

También te enseñan las técnicas de creación, el origen y extracción de los componentes de un perfume, y a sentir las principales materias primas. Y te explican otro aspecto muy importante en la creación de un perfume, la figura del ‘nez’ o ‘nariz’.

Catadeperfumes te ayuda a disfruta de las fragancias, analiza las familias olfativas y descubre las novedades y tendencias de la Alta Perfumería.​ Pero no se quedan aquí, además ofrecen Asesoría, Coaching y Creación en el Mundo del Perfume, es decir diseñan y crean el perfume que es ideal para ti o para un espacio (perfumes, micados, perfumes sólidos… adaptados a cada necesidad y con materias primas de primera calidad). También imparten talleres especiales para profesionales

El precio del taller es de 55 euros y desde aquí animo a todo el mundo a que se inscriba en alguno, merece la pena.

​​

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario