El quite del perdón

Creo que se adjudicó Pepe Luis Vázquez la ejecución del quite del perdón. En las tardes más aciagas un artista como él salía al quite en el sexto de la tarde y con cuatro verónicas y media se ganaba la complacencia del público. Los pitos anteriores quedaban en el olvido. El Barcelona está en situación moral de ejecutar el quite del perdón, es decir, ganar en el Bernabéu. Perdida la Liga de Campeones y casi la Liga, vencer al Madrid supondría gran alivio para los suyos. Gran parte de las frustraciones padecidas quedarían compensadas. No hay nada que complazca más a un culé que triunfar en casa del enemigo. Y a la viceversa.

Para los barcelonistas hubo años en que el gol de Rexach difuminaba el triunfo del madridismo. Hubo una temporada en que ganar en el Bernabéu por 0-5 hizo clamar a un barcelonés en Las Ramblas que ya se podía morir tranquilo. Aquella Liga fue auténtica revancha. Más que humillación. Hasta la Demencia, la hinchada de Estudiantes se sumó al jolgorio azulgrana y en el Magariños cantó: “Cinco lobitos tiene la loba. Cinco golitos marcó el Barcelona. Dos de Asensi, uno de Cruyff, uno Juan Carlos, otro Sotil”.

En Barcelona saben que su equipo no es el que era. Les consta que poner todos los huevos en la cesta de Messi, no siempre sirve para incubar. No es novedad constatar que el Madrid tiene dos equipos de casi similar condición futbolística. Lo mismo no puede afirmarse del Barça. Y lo peor está en el hecho de que incluso el primer conjunto ha perdido potencial.

El Barça jugará la final de Copa y aunque la gane el título no pasará de ser premio de consolación. La Copa que antaño proclamaba al campeón de España es ahora torneo de menor cuantía. Al menos así lo consideran los medios de comunicación de Madrid cuando el vencedor no es el Real.

El partido del siglo no pasa esta vez de la denominación del año. Tal vez el gran duelo estará en las actuaciones de Cristiano y Messi. El barcelonista, de momento, parece tener asegurada la “Bota de Oro”. Para el “Balón” aún quedan muchos votos que comprar.

Posdata. Tenemos nueva polémica: ¿Isco o Asensio?

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario