El Estado Islámico sacude las elecciones presidenciales francesas con un atentado en los Campos Elíseos

Un policía ha sido asesinado y otros dos han resultado heridos en el tiroteo mientras que el autor de los disparos ha sido abatido en el acto

El Estado Islámico (EI) ha asumido la autoría del tiroteo este jueves en los Campos Elíseos de París, que se saldó con el asesinato de un policía y otros dos heridos. El autor de los disparos, que el grupo terrorista identifica como Abu Yusuf al Beljiki, fue abatido en el acto. El atentado se produjo a menos de 72 horas de la celebración de la primera vuelta de las elecciones presidenciales.

En un breve comunicado difundido en varias páginas de internet y recogido por la organización estadounidense Site Intelligence, que vigila mensajes yihadistas, la agencia Amaq, afín al EI, aseguró que el asaltante fue “uno de los combatientes del Estado Islámico”, y lo identificó como Abu Yusef el belga.

Sobre las 21.00 hora local, el autor del atentado aparcó su coche a la altura de una patrulla de policía de control del tráfico en la que estaba un agente mientras el resto de la brigada había bajado, de acuerdo con el portavoz.

El hombre abrió fuego con un arma automática, un kalashnikov según varios testigos, y mató a un policía, tras lo cual emprendió la huida a pie. En ese momento, comenzó a disparar a los otros agentes que patrullaban e hirió a dos y a un transeúnte, cuyas vidas no corren peligro, antes de ser abatido por las fuerzas del orden, agregó. Aunque Reuters informó que uno de los policías heridos había fallecido minutos después del ataque, las autoridades lo han desmentido.

El tiroteo tenía como objetivo a los agentes que patrullaban en la zona, indicó el portavoz del Ministerio francés del Interior, Pierre-Henri Brandet. En declaraciones a la cadena de televisión BFMTV, señaló que el autor disparó “deliberadamente” contra un agente que se encontraba en un coche patrulla y, posteriormente, trató de matar a otros compañeros que estaban en la calle.

Los Campos Elíseos fueron cerrados al tráfico y evacuados y un importante dispositivo policial fue desplegado en la zona, ante la posibilidad de que el atacante contara con el apoyo de cómplices. Su vehículo, abandonado, fue inspeccionado por artificieros para determinar si contenía explosivos antes de que fuera la policía científica quien tomara el relevo en busca de indicios. También se llevó a cabo un registro en el domicilio del autor del tiroteo en la periferia norte de la capital.

Según la televisión BFMTV, el autor del atentado es un hombre de 39 años fichado por su radicalización islámica y que había pasado varios años en prisión por haber disparado contra policías. En concreto, en 2001 se enfrentó a agentes que iban a arrestarle cuando conducía un vehículo robado y disparó contra dos de ellos, provocándoles heridas. Una vez en comisaría logró arrebatar el arma a otro agente al que también hirió.

Antes de hacerse público el comunicado del Estado Islámico, el presidente de Francia, François Hollande, confirmó que el tiroteo fue un ataque “de orden terrorista” cuyo “objetivo” fueron las fuerzas de seguridad, a las que ha ofrecido el “apoyo total” de la nación.  Hollande compareció al término de una reunión en el Elíseo en la que participaron, entre otros dirigentes, el primer ministro, Bernard Cazeneuve, y el responsable del Interior, Matthias Fekl. El presidente ha convocado un Consejo de Defensa para este viernes a las 8.00.

“Debemos tomar conciencia de que nuestras fuerzas de Policía están expuestas. Debe hacerse todo lo posible para que los policías, los gendarmes y los militares puedan cumplir su misión”, ha añadido el mandatario, que ha anunciado un “homenaje nacional” en honor al policía fallecido.

Hollande ha reiterado su “determinación” de “hacer todo lo posible para luchar contra el terrorismo”, tanto dentro como fuera de las fronteras galas. Francia, ha añadido, seguirá en “vigilancia absoluta”, especialmente por un proceso electoral cuya primera gran cita llegará este domingo, con la primera vuelta de las presidenciales.

El tiroteo sorprende a los candidatos en directo

El Gobierno francés ha desplegado a unos 50.000 policías y gendarmes para reforzar la seguridad de cara a la primera vuelta de las elecciones presidenciales. El tiroteo ha coincidido precisamente con el último debate en televisión de todos los candidatos.

La líder del Frente Nacional, Marine Le Pen, ha expresado su “emoción” y “solidaridad” con las fuerzas de seguridad, “objetivo de nuevo” de este tipo de ataques. Por su parte, el candidato presidencial de Los Republicanos, François Fillon, ha rendido “homenaje a las fuerzas del orden que dan su vida para proteger al resto”.

También el líder del movimiento En Marche!, Emmanuel Macron, ha querido enviar “toda la solidaridad” a la Policía tras el ataque. “El primer deber del presidente es el de proteger. Un policía ha sido asesinado, no sé ni cómo calificar lo que ha pasado”, ha dicho durante su intervención televisada.

El socialista Benoît Hamon también ha dado su “apoyo total a las fuerzas del orden (en la lucha) contra el terrorismo” tras el tiroteo de este jueves. “Mis pensamientos están con el policía asesinado y sus compañeros heridos”, ha escrito en Twitter.

Dos personas fueron detenidas esta semana en Marsella en el marco de una operación antiterrorista con la que, según las autoridades, se desarticuló un atentado “inminente” en suelo francés. Uno de los sospechosos habría intentado ponerse en contacto con el grupo Estado Islámico para enviarle un vídeo de adhesión.

Francia se encuentra en estado de emergencia desde los atentados del 13 de noviembre de 2015 en París. Entonces, una célula vinculada a Estado Islámico mató en la capital gala a 130 personas.

Líderes internacionales trasladan su solidaridad

Uno de los primeros en reaccionar a lo sucedido en París ha sido el presidente de EEUU, Donald Trump, quien aseguró que el tiroteo “parece otro ataque terrorista”, y envió sus condolencias “al pueblo de Francia” por el “terrible” suceso. “Es muy, muy terrible. Parece otro ataque terrorista. Qué puedo decirles, esto nunca se acaba, tenemos que mantenernos fuertes y vigilantes”, dijo Trump en una conferencia de prensa después de reunirse en la Casa Blanca con el primer ministro italiano, Paolo Gentiloni.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, sigue con “preocupación” la información sobre el ataque registrado  en París. “Sentimos como propio el dolor del pueblo francés en estos difíciles momentos”, ha subrayado el jefe del Ejecutivo en un mensaje en su cuenta personal de Twitter.