En un balcón de la Casa Blanca

Melania apercibe a Trump para que se ponga la mano en el corazón al sonar el himno

La primera dama le da un sutil toque con la mano izquierda al presidente estadounidense para que se percate de la situación

Las redes sociales han echado humo en las últimas horas a raíz del vídeo de Donald Trump celebrando su primera Pascua en la Casa Blanca, aunque en realidad todo se ha debido al gesto con que la primera dama le ha apercibido para que el presidente estadounidense se pusiera la mano en el corazón mientras sonaba el himno. Con un toque sutil pero seco, Melania hizo que el mandatario se percatase de su descuido y cumpliera con la tradición.

Trump y su mujer se asomaron al balcón de la Casa Blanca junto a su hijo, Barron, y a un conejo que hacía las veces de mascota de este festival anual. El evento, según los medios planificado con retraso, ha reunido este año a unas 21.000 personas, por debajo de los 35.000 asistentes de los últimos años.

El presidente ha dado las gracias a su mujer por haber trabajado “durante tanto tiempo” para organizar la fiesta, “para hacerla perfecta”. Habituales de la crónica política como el portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, también han participado leyendo cuentos a los niños.

Al margen de actos festivos como la tradicional carrera de huevos, Trump también ha aprovechado para lanzar algún mensaje político. “Seremos más fuertes, más grandes y mejores como nación que nunca antes y ya vamos por buen camino”, ha destacado el mandatario.