Esperanza Aguirre admite que el nombramiento del sobrino político de Carmena es legal

Asegura que el nombramiento del coordinador general de la Alcaldía, Luis Cueto, es "perfectamente legal" porque se trata de un puesto directivo, no un cargo eventual

La portavoz municipal del PP en el Ayuntamiento, Esperanza Aguirre, considera que el nombramiento del coordinador general de la Alcaldía, Luis Cueto, es “perfectamente legal” porque se trata de un cargo directivo que tiene que ser nombrado por sus “méritos por encima de otras consideraciones”.

Así lo ha manifestado a los medios de comunicación en referencia a la polémica suscitada por la designación de Cueto, marido de la sobrina de la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena.

Aguirre ha indicado que se trata de un puesto directivo, no un cargo eventual, y que su designación es “perfectamente legal”.

El Ejecutivo municipal presidido por la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena designó a Luis Cueto, esposo de su sobrina, como coordinador general de Alcaldía. Un acuerdo de Junta de Gobierno del 13 de junio creaba esta coordinación, responsable del gabinete de la alcaldesa, de las relaciones con otras instituciones públicas, del asesoramiento legal estratégico, protocolo, organización de actos oficiales, promoción de la ciudad en el exterior, cooperación al desarrollo, fondos europeos y relaciones con la Oficina del Defensor del Pueblo.

Botella introdujo una modificación del Reglamento de Ordenación del Personal del Ayuntamiento de Madrid, que quedó en tramitación, para que se impidiera nombrar como personal eventual, no un cargo directivo como el de Luis Cueto, a las personas que en el momento de su nombramiento tengan “un vínculo matrimonial o situación de hecho asimilable, así como parentesco de consanguinidad o de afinidad dentro del cuarto grado, con cualquier concejal”.

El portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando, consideró el martes que Carmena debe cumplir las normas del Ayuntamiento respecto a las contrataciones y criticó que “algunos” intenten dar lecciones para, a la hora de la verdad, exhibir una “doble vara de medir”.

Para el portavoz del grupo parlamentario popular un comportamiento “ejemplar” es que se cumplan las normas y si en Madrid hay una norma que impide contratar a personas que tengan cierto grado de parentesco con los responsables del consistorio debe respetarse o cambiarla, y no aplicar “un listón diferente”.

“Pido a Carmena que igual que el resto de formaciones políticas respetamos la legislación, lo hagan ellos”,  subrayó Hernando, quien ha criticado que la alcaldesa haya dejado su programa electoral en “meras sugerencias” incumpliendo sus criterios sobre las imputaciones o estas normas de contratación.

Por su parte, la líder de Unión Progreso y Democracia (UPyD), Rosa Díez, avisó este martes a la alcaldesa de que es una “mala práctica” rodearse de familiares en una institución pública y ha apuntado que hacerlo “no parece nueva política”. A su juicio ese movimiento le parece “más propio de lo de siempre”, del “enchufismo”.