Turquía clama contra Europa y pide más ayuda para acoger a los refugiados de Irak y Siria

"Turquía ha gastado más de 6.000 millones de dólares en los refugiados. La ayuda de la comunidad internacional es de 300", afirma el Gobierno

Inmigrantes sirios desembarcan en la isla de Kos cerca de la frontera con Turquía

Inmigrantes sirios desembarcan en la isla de Kos cerca de la frontera con Turquía |

El ministro de Asuntos Exteriores turco, Mevlut Cavusoglu, ha instado a los países europeos a ayudar a Turquía ante el intenso flujo de inmigrantes que está recibiendo procedentes principalmente de Siria, según recoge la agencia de noticias Anatolia. En las últimas dos semanas, serían 15.000 los refugiados que han cruzado hacia Turquía procedentes de Siria e Irak.

“Turquía ha gastado más de 6.000 millones de dólares en los refugiados hasta ahora. La ayuda de la comunidad internacional es de tan solo 300 millones. La carga debe ser repartida”, ha afirmado durante una reunión de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa (APCE) celebrada a última hora de este domingo en Estambul.

Cavusoglu ha destacado que unos 500.000 refugiados han pasado a tener edad de escolarización, pero que “sólo el 40 por ciento de ellos tiene acceso”. “No tienen una casa a la que volver. Otros dos millones de refugiados están en países como Jordania, Egipto, Arabia Saudí y Líbano y sus condiciones son peores que las de Turquía”, ha argumentado el ministro.

Además, ha reprochado que aún no haya una estrategia para esta cuestión. “Hay una coalición de 60 países, 22 de ellos en el núcleo. Ha habido reuniones durante más de diez meses y sigue sin haber una estrategia completa”, se ha lamentado.

En el mismo acto, la presidenta de la APCE, Anne Brasseur, ha asegurado estar “impresionada” por la “cálida acogida” que ha dado Turquía a los refugiados procedentes de Siria e Irak. “Europa se está beneficiando de ello y debería hacer más para ayudar”, ha apuntado.

Las autoridades turcas estiman en unas 3.000 las personas que están llegando estos días a la frontera con Turquía como consecuencia de los combates entre los grupos yihadistas y las milicias de las Unidades de Protección Popular (YPG) kurdas en el norte de Siria.