Sánchez acusa a Rajoy de haber devuelto los salarios al nivel de hace 25 años

La amnistía fiscal y el 'caso Rato' han acaparado las preguntas de la sesión de control del Congreso con duras críticas de la Izquierda Plural. Pedro Sánchez ha exigido que el Gobierno publique la lista de amnistiados fiscales antes del 24-M. Por otra parte, el líder socialista dice que tras las generales formará un Gobierno que recupere los derechos laborales perdidos y el presidente le responde no acepta que los socialistas, en cuyo último mandato se perdieron 3,3 millones de puestos de trabajo, le den lecciones en materia de mercado laboral.

rajoy-escano-500

El mercado laboral y la amnistía fiscal volvieron a ser el eje del debate político en la sesión de control del Congreso. Pedro Sánchez, el líder socialista, acusó a Mariano Rajoy de llamar recuperación a destruir 700.000 puestos de trabajo desde que gobierna y devolver los salarios que se crean al nivel de hace 25 años. El presidente le replicó que cuando llegó al Gobierno el paro aumentaba e, 9,6% al año y hoy disminuye el 7,2% al año, lo que demuestra que “vamos en la buena dirección”.

Para Sánchez, es patético que llame recuperación a la actual situación laboral del España en la que el Gobierno está transformando el empleo estable en precario, ha conseguido que, calculando por número de horas trabajadas, “se han perdido el equivalente a 1,4 millones de ocupados y en el que diez millones de horas a la semana se trabajan de manera ilegal.

También le echó en cara a Rajoy que uno de cada tres trabajadores cobre de media el Salario Mínimo Interprofesional de 648 euros al mes y la mitad cobre menos de 950 euros al mes. “A lo que usted llama empleo de calidad, yo lo llamo, como la mayoría de los españoles, explotación laboral”.

El secretario general del PSOE afirmó que Rajoy va a ser recordado por su amnistía fiscal, por los ajustes sociales que ha llevado a cabo y por haber defraudado a los españoles también en materia laboral. En ese punto, se comprometió a recuperar los derechos laborales perdidos nada más llegar al Gobierno.

El presidente le replicó que por primera vez desde el año 2006 ha aumentado el empleo y ha disminuido el paro y añadió que no acepta que le dé lecciones en materia de mercado de trabajo quien destruyó 3.345.000 puestos de trabajo con el Gobierno anterior. Tras recordar que este año se van a crear más de 500.000 puestos de trabajo, Rajoy aseguró que “vamos trabajando bien, en la buena dirección, y tenemos que perseverar.

Amnistía fiscal

Sánchez aprovechó su pregunta sobre la reforma laboral para exigir también al presidente “que publique la lista de amnistiados fiscalmente antes del 24-M”, pero quien centró su interpelación en ese asunto fue Joan Coscubiela, de Izquierda Plural. El diputado perteneciente a ICV arremetió con dureza contra Rajoy diciendo que los dirigentes del PP protegen a corruptos convictos y confesos y le dijo a Rajoy: “Usted está quemado, carbonizado, por poner tantas veces las manos en el fuego por los corruptos y su partido está carcomido por la corrupción”.

El portavoz de Izquierda Plural criticó que cuando la corrupción se ha destapado sin que pudiera pararlo como ha pretendido, el Gobierno se presente ahora como un Ejecutivo que lucha contra la corrupción. “No le pueden creer ni sus votantes”, le dijo a Rajoy. Y le pidió que “deje de ser presidente porque es usted el señor X de la corrupción”.

Rajoy, visiblemente molesto, aunque con la tranquilidad que acostumbra, tiró de cifras para demostrar que el Gobierno ha luchado a fondo contra el fraude fiscal, destacando que gracias a la Agencia Tributaria, han aflorado 124.000 millones que estaban en el extranjero. También defendió lo realizado con la amnistía fiscal, reseñando que ha sido una regularización fiscal “como la anunciada por el Gobierno griego y el señor Varufakis”, que se ha hecho en otros países, también en España en 1984 y 1991, que no limpia ni borra delitos y que cuenta con el aval de la OCDE.

Recordando su país natal, aunque sin citarlo expresamente, Rajoy concluyó diciéndole a Coscubiela: “No sé si se ha confundido de país. Creo que sí. La realidad que usted pinta es la de su país, no de este en el que vivimos todos”.

RELACIONADO