El portavoz de Ciutadans deja su escaño tras ser imputado por fraude fiscal

canas-rivera-500.jpg

El diputado de Ciutadans Jordi Cañas ha anunciado hoy que deja su escaño en el Parlament después de que el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña le haya imputado por un delito contra la Hacienda Pública, una decisión que ha tomado para tener un comportamiento “ejemplar” y para “dignificar” la política. El pasado mes de enero, el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) acordó abrir diligencias contra Cañas por un delito contra la Hacienda Pública, por su supuesta relación con un fraude fiscal de 429.203 euros a través de un entramado empresarial en el que participaba. Tras conocerse estos hechos, Cañas dimitió de su cargo como portavoz del grupo parlamentario de Ciutadans, y anunció que renunciaría a su escaño en el Parlament si era imputado o acusado formalmente, o bien si se alargaba mucho el caso por el que el TSJC le investiga.

En rueda de prensa en la Cámara catalana, Cañas ha explicado hoy que, con su decisión de entregar el acta de diputado, que hará efectiva el próximo lunes 28 de abril, quiere mostrar un “comportamiento ejemplar” y “dignificar” la política. No obstante, Jordi Cañas mantiene su cargo en Ciutadans como secretario de Acción Política porque, ha argumentado, la decisión sobre esta cuestión compete a la dirección del partido, aunque ha dicho contar con el apoyo absoluto del presidente de la formación, Albert Rivera.

Cañas ha aclarado que con su renuncia al acta de diputado el próximo lunes, que después llegará a la Mesa del Parlament, perderá su condición de aforado, de manera que se le aplicará el mismo procedimiento judicial que a cualquier otro ciudadano.

El todavía diputado de Ciutadans ha insistido en varias ocasiones en que esta “difícil” decisión la ha tomado para “dignificar” la política y “honrar” a los ciudadanos que depositaron su confianza en su persona y en el partido, en un momento de descrédito en los representantes públicos. “Los representantes públicos tienen que dar ejemplo. Yo no quiero dar ejemplo, quiero tener un comportamiento ejemplar, y por eso ha decidido tomar “esta difícil decisión a corto plazo, irreversible”, ha argumentado Cañas, quien ha destacado, en este sentido, que los políticos deben tener un comportamiento “correcto y digno”.

Visiblemente emocionado durante su comparecencia ante los medios, Cañas ha asegurado que ser elegido diputado y representar a los ciudadanos “ha sido el mayor honor, un regalo maravilloso”: “El día que fui elegido diputado fue uno de los días más felices de mi vida, y hoy uno de los más difíciles”.

El diputado ha explicado que tiene intención de volver a la política de forma activa cuando se aclare todo el proceso judicial, porque, ha precisado, “amo la política, la de verdad, la que quiere transformar y estar al servicio de los ciudadanos”. “Espero que cuando esto se resuelva, pueda volver a ser representante público y honrar a las instituciones”, ha dicho Cañas, y ha agregado: “sé que muchos se van a alegrar de esto (…) y a los que hoy se puedan alegrar, les digo: volveré”.

En su despedida como diputado, Cañas ha querido agradecer el apoyo de sus compañeros de partido, amigos, familia y, sobre todo, el de sus padres, de los que aprendió el valor del “trabajo, del esfuerzo y la honorabilidad”.