Rajoy afirma que el deporte ayuda a construir la Marca España

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha afirmado este sábado que el deporte español se ha convertido en uno de los atractivos del país y ayuda a construir la Marca España, en la inauguración del Gran Canaria Arena, recinto que acogerá este verano la Copa del Mundo de baloncesto 2014. Rajoy, que ha considerado que el deporte es el mejor testimonio de los grandes valores que deben predominar en una sociedad, ha destacado que la celebración del mundial de baloncesto en España servirá para la promoción del país y de Canarias, porque se calcula que será seguido por 200 países, 1.000 millones de espectadores y 3.000 periodistas.

El presidente del Gobierno ha inaugurado el pabellón, con capacidad para 10.000 personas, junto a los presidentes del Ejecutivo regional, Paulino Rivero, y del Cabildo de Gran Canaria, José Miguel Bravo de Laguna, cuya institución ha financiado el 70 por ciento de esta obra que ha supuesto una inversión de 70 millones de euros, y por ello ha reconocido el esfuerzo efectuado. El pabellón acogerá a partir del 30 de agosto al 4 de septiembre los partidos clasificatorio del grupo D que disputarán las selecciones de Lituania, Angola, Corea del Sur, Eslovenia, México y Australia.

Rajoy ha señalado que tanto el Gobierno de España como el de Canarias, que en un principio debieron de financiar esta obras a partes iguales (20 millones de euros por administración) y que debido a la crisis redujeron su aportación, estarán “a la altura” ante la compensación solicitada por Bravo de Laguna a ambos ejecutivos.

El presidente del Gobierno central ha subrayado que los logros internacionales de los deportistas españoles “proyectan una imagen positiva de respeto y de aceptación” por el país, y que el deporte demuestra que “el trabajo en equipo, junto al talento y el tesón conducen al éxito”. Rajoy ha considerado que el deporte se ha convertido en un espectáculo mundial, que ayuda a superar las barreras entre los distintas naciones, y también ha resaltado el hecho de que los deportistas españoles recaben la atención de millones de aficionados.

Asimismo, Rajoy ha hecho hincapié en que el Gran Canaria Arena servirá para favorecer la actividad económica de la isla, y que la inversión efectuada generará riqueza y empleo, “que es lo que hace falta en Canarias y en España”, además de contribuir a potenciar el talento deportivo de las islas.

El presidente del Gobierno regional, que ha aludido también a las dificultades económicas a las que se han tenido que hacer frente para llevar a cabo la obra, ha considerado un acierto esta instalación, que servirá para la promoción de la isla, del archipiélago y, sobre todo, para el deporte, actividad que ha considerado fundamental.

Por su parte, Bravo de Laguna ha manifestado que, pese a la crisis, el Cabildo decidió continuar con esta obra, que fue aprobada por la anterior corporación presidida por José Miguel Pérez (PSOE), para evitar una “segunda frustración” ante la pérdida de Las Palmas de Gran Canaria de su candidatura como capital cultural europea de 2016.

El Gran Canaria Arena se estrenará el próximo 1 de mayo con el partido que disputarán el Herbalife Gran Canaria y el FC Barcelona, pero por su condición de palacio multiusos podrá acoger espectáculos culturales y sociales, para los que se puede incrementar su aforo hasta alcanzar los 12.500 espectadores.