Méndez denuncia la “farsa y el fracaso” del Gobierno de Rajoy ante la crisis

635012226769232978w.jpg

El secretario general saliente de UGT, Cándido Méndez, ha defendido este miércoles su gestión de los últimos cuatro años con críticas al Gobierno, al que ha acusado de someter a la sociedad a una “farsa y un fracaso” por asegurar que se está cerca de la salida de la crisis. Esta denuncia la ha hecho Méndez en la jornada de inauguración del 41 Congreso confederal que UGT celebra hasta el próximo sábado y en el que está previsto que vuelva a ser reelegido como secretario general para los próximos cuatro años.

Méndez, que dirige UGT desde 1994, ha afirmado que el Gobierno engañó a los ciudadanos antes de las elecciones con sus promesas y ahora sigue haciéndolo porque las cifras de paro, deuda y déficit son ahora mayores que en mayo de 2010, cuando se decía que España estaba al borde del rescate.

El dirigente sindical ha acusado al Gobierno de “no saber qué hacer” para salir de la crisis y le ha emplazado a que apueste por el diálogo y el consenso como alternativa a la reducción del déficit para volver al crecimiento.

En el acto inaugural también ha participado el secretario general de CCOO, Ignacio Fernández Toxo, quien ha afirmado que la oferta sindical de consenso es “sincera”. No obstante, ha advertido de que no van a renunciar a dar “cuantas batallas sean necesarias” para que la crisis no termine siendo el caldo de cultivo del desmantelamiento social.

Según Toxo, los sindicatos prefieren la mesa de negociación a la “calle permanente”, por lo que ha reiterado que la gestión de la crisis política y económica debe hacerse desde el consenso, la generosidad y “no del avasallamiento”.

El desmantelamiento de lo público

El Congreso ha comenzado con la proyección de un vídeo en el que se ha criticado el desmantelamiento de la sanidad, la educación o la justicia, se ha rechazado la reforma laboral y se ha denunciado que un Gobierno que “no escucha” aprobó unos presupuestos para 2012 que trajeron más recortes y más paro.

En el vídeo se han recordado las movilizaciones y las dos huelgas generales convocadas al Gobierno del PP, y opinando que sólo hay dinero para rescatar a los bancos.

Entre los invitados han estado el líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba; la defensora del Pueblo, Soledad Becerril, los ex ministros socialistas José Luis Corcuera y Miguel Ángel Moratinos y el exsecretario general de UGT Nicolás Redondo.

Por parte de la CEOE la delegación ha estado encabezada por uno de sus vicepresidentes y presidente de CEPYME, Jesús Terciado, y no por su presidente, Juan Rosell, que sí acudió al Congreso de CCOO celebrado en febrero y donde fue objeto de una pitada de los asistentes.

El 41 Congreso Confederal durará hasta el próximo sábado, cuando se elegirá al nuevo secretario general para los próximos cuatro años y a los miembros de su Ejecutiva, que podrían reducirse de los 13 actuales (incluido Méndez).

Jornadas a puerta cerrada

Las jornadas de este jueves y el viernes son a puerta cerrada y en ellas se analizará, en las diferentes comisiones, la gestión realizada por Méndez durante estos últimos cuatro años, así como el programa de acción de UGT para los próximos cuatro.

En el programa de acción se hace hincapié en reforzar el papel de la negociación colectiva, con el objeto de que se extienda, así como la mediación y el arbitraje sin ser obligatorio.

En el plano interno se apuesta por “hacer más sindicato”, lo que supone hacer sus estructuras más ágiles y más eficientes e impulsar la afiliación ante las bajas que ha producido la crisis por la destrucción de puestos de trabajo.

Además de Toxo y Méndez han intervenido la secretaria general de la Confederación Sindical Internacional (CSI), Sharan Burrow, y la representante de la Cumbre Social -que forman 150 organizaciones sociales y sindicales, entre ellas CCOO y UGT- Boti García.