Subastan en París la colección de arte del difunto cineasta Clouzot

Clouzot-ART.jpg

Más de cincuenta obras de arte que pertenecieron al fallecido cineasta francés Henri-Georges Clouzot, entre las que se cuentan trabajos de Picasso, Braque o Tàpies, saldrán a subasta mañana en París, según la última voluntad de la segunda esposa del autor de “Les diaboliques” o “Quai des Orfèvres”. La casa de ventas Christies espera recaudar entre 3 y 5 millones de euros (entre 3,8 y 6,4 millones de dólares) por el conjunto de la colección, que se destinarán a Secours Catholique, beneficiaria de la colección que el cineasta legó a su segunda esposa, Inès, y que esta trasladó poco antes de morir en marzo de 2011 a esa organización religiosa, junto con los derechos de autor de sus películas.

Clouzot (1907-1977), casado en primera nupcias con la brasileña Vera Clouzot (1913-1960), desarrolló a lo largo de toda su vida una afición por el arte que dejó ver en su producción cinematográfica, a través de trabajos como “Le Mystère Picasso” (1956), un documental de 78 minutos en el que se muestra al genio cubista pintando sobre una superficie de cristal transparente.

Aquellas obras del malagueño solo se pueden disfrutar a través de la cinta, pues fueron destruidas al terminar el rodaje de un film que fue galardonado con la Palma de Oro del Festival de Cannes de 1956.

Sin embargo, Clouzot conservó en su colección personal algunos trabajos menores y un autógrafo de Picasso, a quien conocía desde su adolescencia y que mañana saldrán a la venta en París.

No obstante, no serán las grandes estrellas de la subasta, en la que brillará el óleo de Jean Dubuffet “Corp de Dame”, una pieza que muestra el cuerpo orondo y sin perspectiva de una mujer casi inhumana y cuyo precio de venta estimado es de entre 1 y 1,5 millones de euros (entre 1,2 y 1,9 millones de dólares).

Se trata de un precio “módico” si se comprara con las sumas que se han pagado por trabajos de su contemporáneo Willem de Kooning, que ha superado en varias ocasiones los 12 millones de euros (15,5 millones de dólares).

Ese lienzo de Dubuffet, titulado originalmente “Femina dulce malum” por el primer teórico del llamado “art brut” (arte en bruto), se presentó por primera vez en una galería neoyorquina en 1951 y forma parte de una serie de la que otras piezas cuelgan hoy de los muros del Centro Pompidou o del Guggenheim de Nueva York.

Además de Georges Braque, amigo del director de “La Vérité”, a quien intentó enseñar a pintar, otro de los grandes genios plásticos que marcarán la venta será el recientemente fallecido Antoni Tàpies.

Christie’s espera que se llegue a pujar hasta un millón de euros (1,2 millones de dólares) por dos obras del español firmadas en 1956 y 1958.

Uno de esos trabajos, “Relief gris Nº V”, formó parte de la primera exposición de Tapiès en París en la galería Statler, uno de los pasos clave en la trayectoria del catalán para forjarse una carrera impecable internacional, según la casa de subastas.

También cambiará de manos “Août”, un trabajo de Maria Helena Vieira da Silva, que representa “un ejemplo único” de como la portuguesa trabajó la perspectiva y la profundidad desde “la frontera entre lo figurativo y la abstracción”.

La subasta, que comercializará en sesenta lotes obras entre las que se cuentan piezas que aparecieron fugazmente en las películas de Clouzot, sirve también para recordar la intensa relación del cineasta con los que fueron artistas contemporáneos a su período de actividad.

Muchos de ellos, así como marchantes o actores, tales como Miró, Braque, Picasso, Romy Schneider, Serge Reggiani, Brigitte Bardot o Yves Montand- se dejaban caer habitualmente por el hotel Colombe d’or de la mediterránea localidad francesa de Saint-Paul de Vence, que Clouzot convirtió en su segunda residencia.

La venta de la colección del autor de “Le salaire de la peur” incluye también trabajos de Louis Pons, Pierre Soulages, André Buchant, Honoré Daumier, Julio González, Robert Delaunay o Louise Nevelson así como piezas de arte africano que se incluirán en el catálogo de una subasta temática que tendrá lugar diez días después.