Ana Pastor: “¿Mi futuro? No puedo vivir con miedo ni trabajar con él”

pastor_recortada.jpg

Ana Pastor no sabe si peligra su futuro al frente de Los desayunos de TVE, aunque lo que sí tiene claro es que no pierde “ni un minuto” en pensar en ello. La periodista ha declarado que “no puedo vivir con miedo ni trabajar con él” después de la reforma del Gobierno por la se que podrá elegir presidente de la pública sin necesidad de consenso.

La directora y presentadora del programa de La 1 no quiso comentar esta misma semana la situación de la Corporación cuando, en la presentación de un libro, la periodista Mercedes Milá lanzó entre bromas que “hay que ayudarte por si la (María Dolores De) Cospedal acaba contigo en TVE”.

Sin embargo, en una entrevista a la revista ‘Shangay’, Pastor ha hablado largo y tendido sobre su trabajo y su futuro en la cadena pública. “Yo no puedo vivir con miedo, ni por supuesto trabajar con él, y creo que lo he demostrado suficientemente en las entrevistas”, ha sentenciado.

La presentadora ha continuado argumentando que “si otra persona viene y dice que no debo estar ahí, será decisión suya, no mía”, al tiempo que ha avanzado que “si me dejan trabajar en las mismas condiciones que me ha dejado Fran Llorente hasta el día de hoy, tengo claro que este es el sitio en el que quiero estar”.

Y es que, aunque “sinceramente” desconoce lo que ocurrirá, Pastor ha afirmado que planifica el programa para toda la temporada y hace su trabajo “lo mejor que puedo”. “El equipo lo da todo y el resultado es bueno porque las audiencias han respondido muy bien”, ha defendido la periodista.

Por lo tanto, con los deberes bien hechos, la conductora de ‘Los desayunos de TVE’ lo tiene bastante claro: “Tengo un niño pequeño, así que levantándome a las 4 de la mañana y durmiendo cuatro horas diarias, no gasto ni un minuto pensando en algo que no depende de mí”.

Pastor también se ha referido expresamente al Real Decreto Ley aprobado el viernes de la semana pasada por el Gobierno y por el que se permitirá que el presidente de RTVE pueda ser elegido por mayoría absoluta si no se alcanza un consenso suficiente como para llegar a la mayoría cualificada de dos tercios del Congreso.

La presentadora, que defiende la televisión pública no solamente como periodista sino también como ciudadana, ha explicado que el hecho de que los dos grandes partidos tengan que acordar quién es el presidente “evita que haya una tele de partido como ha ocurrido en otras ocasiones”.

“Es una buena idea obligarles mediante la ley a que se pongan de acuerdo, ya que en otros ámbitos es muy complicado”, ha argumentado para recalcar después que “a mí no me preocupan las críticas, sino la mentira y la descalificación”.

“Lo deseable sin duda es el acuerdo y el consenso por una televisión neutral e independiente que sea leal a los ciudadanos. Lo veo difícil, pero no imposible”, ha concluido en sus declaraciones a la citada publicación.