Un ‘doodle’ homenajea a la vez al compositor Rossini y el año bisiesto

doodle-rossini.jpg

La compañía Google, no contenta con homenajear a un único personaje famosos de la historia en sus ya tradicionales ‘doodles’, se atreve con un combo. En esta ocasión, el nacimiento del compositor italiano Gioachino Rossini y que este miércoles es 29 de febrero, año bisiesto, han sido la excusa perfecta para que los de Mountain View unifiquen en un ‘doodle’ estos dos acontecimientos.

El nuevo ‘doodle’ de la compañía no solo destaca por este cúmulo de acontecimientos representados en él sino por los personajes que aparecen. Lejos de ver en escena a personas de carne y hueso representando una de las obras de Rossini aparecen cuatro simpáticas ranas en su charca, donde la palabra Google aparece como fondo y abandona su rojo, amarillo, verde y azul habituales.

Las ranas representan la obra El Barbero de Sevilla de Gioachino Rossini, una de las más conocidas del compositor italiano, conmemorando el 220 aniversario de su nacimiento. En la escena, el conde de Almaviva se hace pasar por un profesor de música con el fin de reunirse con una mujer que ha admirado desde siempre y que ha tratado de cortejar a través de anónimas serenatas. Su nombre es Rosina, y su alumno, Bartolo, tiene planes de casarse con ella y mantenerla bajo llave. Fígaro, el barbero que también se encuentra en la escena, intenta distraer a Bartolo, para que Almaviva y Rosina puedan declararse su amor.

Y, ¿por qué ranas? Simplemente porque en inglés para referirse al año bisiesto se utiliza el término Leap Day o Leap Year (leap siginifica en castellano saltar por encima de algo) y desde el año 2004, Google representa el año bisiesto con ranas saltando por su logotipo. En esta ocasión, las ranas en vez de saltar representan una obra de Rossini.

Rossini fue conocido especialmente por sus óperas, particularmente por las bufas, pero con numerosas y determinantes aportaciones al mundo de la ópera seria. Todo ello le hizo asumir el “trono” de la ópera italiana en la estética del bel canto de principios del siglo XIX, género que realza la belleza de la línea melódica vocal sin descuidar los demás aspectos musicales.