El PP no cierra la puerta a pactar con Cascos en Asturias

cascos23.jpg

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, ha dejado abierta la puerta a un posible pacto con el Foro Asturias que lidera el ex dirigente ‘popular’ Francisco Álvarez Cascos y que se ha convertido en la fuerza más votada del Parlamento del Principado y ha admitido que su partido tiene que hacer “autocrítica” por lo sucedido en esa comunidad. En una rueda de prensa en la sede nacional del PP, a la ‘número dos’ del partido se le ha preguntado directamente si consideraba que había sido un error no dejar que Cascos encabezase la candidatura del PP a la Presidencia del Principado. Aunque en su primer respuesta ha intentado restar importancia a la victoria del Foro Asturias –fundado hace tan sólo cuatro meses por el ex secretario general de su partido– y ha puesto en valor que el PP ha “ganado las municipales por diez puntos de ventaja sobre el PSOE”, a continuación ha reconocido que “por supuesto” se “tiene que hacer autocrítica en todo”.

No obstante, De Cospedal no ha trasladado responsabilidad alguna a la candidatura encabezada por Isabel Pérez Espinosa, que ha logrado 10 escaños en el Parlamento autonómico frente a los 16 obtenidos por el partido de Cascos.

Respecto a la posibilidad de pactar con el Foro Asturias, la ‘número dos’ de Mariano Rajoy, ha insistido en que tanto en el Principado, como en cualquier otro sitio y como ya ha hecho en el País Vasco, el PP está dispuesto a garantizar gobiernos estables, sólidos y fuertes

Así, se ha mostrado abierta a facilitar un “gobierno estable que sea bueno para Asturias” y que aplique un programa “bueno” para esa comunidad, siempre que se base en “políticas” y propuestas “concretas que garanticen estabilidad, gobernabilidad y posibilidades de crecimiento”. En cualquier caso, no ha querido ir más allá hasta que el partido no haga un análisis profundo de los resultados logrados el domingo en Asturias.

De Cospedal también se ha referido a los resultados de su partido en Navarra, que ha sido la única comunidad junto con Asturias en la que se celebraron elecciones autonómicas en la que PP no ha sido el partido más votado. En la Comunidad Foral el triunfo ha sido para Unión del Pueblo Navarro (UPN) antiguo socio del PP en este territorio.

La dirigente ‘popular’ ha reconocido que su formación no ha recabado “un buen resultado” pero ha destacado la dificultad que supone “empezar con un partido nuevo”. Aunque ha señalado que el PP hará todo lo posible para que también haya un gobierno estable en Navarra, ha recordado que UPN ha venido apoyando la política económica del Gobierno central, especialmente los Presupuestos Generales para este año, y que todas esas medidas han sido “muy malas para toda España”.

En resumen, De Cospedal ha traslado el mensaje de que, en términos generales, el PP está dispuesto a garantizar “gobierno estables” siempre que se basen en programas concretos y que éstos se plasmen “negro sobre blanco”. También se ha comprometido, allí donde gobernará seguro, a conformar Ejecutivos “austeros” pero que garanticen el gasto en los servicios públicos y creen empleo.

Los valencianos, con Camps

Por último, en relación con sus resultados en la Comunidad Valenciana pese a los casos de corrupción en los que han estado implicados algunos de sus dirigentes, De Cospedal se ha congratulado de que los valencianos hayan “creído de manera aplastante que el mejor gobierno era el del PP”.

En este contexto, ha reiterado que la situación particular del reelegido presidente autonómico, Francisco Camps, “por un tema puntual muy concreto que algunos han tratado de desmadrar es la que es”. “Y los valencianos también lo han entendido así”, ha zanjado. En cualquier caso, De Cospedal, ha apelado a la “responsabilidad” del PSE-EE para que “no haya tentaciones de apoyar a Bildu en determinadas instituciones vascas con tal de que el PP no gobierne”.

En su comparecencia en la sede nacional del PP, la ‘número dos’ del partido se refería, en concreto al Ayuntamiento de Vitoria y a la Diputación Foral de Álava, en las que, según ha recalcado, su formación ha sido la más votada  De Cospedal ha insistido en que la mera participación de la coalición abertzale en las elecciones del domingo ha sido una “mala noticia” y que la candidatura formada por Eusko Alkartasuna, Alternatiba e independientes de la izquierda nacionalista simplemente no debería haber concurrido. “Hoy muchos españoles se sienten bastante defraudados por este hecho”, ha señalado.

Preguntada por la posibilidad de impugnar los resultados por la participación de Bildu, la dirigente ‘popular’ se ha limitado a subrayar que el PP mantiene la misma posición respecto a la coalición que antes de las elecciones. ”No hemos tenido hoy ningún contacto con el Gobierno en este sentido, espero que lo tengamos en los próximos días”, ha contestado sin entrar a dar más detalles.