La 58 edición del Festival de Cine de San Sebastián premia a Polanski sin su presencia

el-escritor-gran-premio-fipresci-olivia-williams.jpg

Ayer se inauguró la 58ª edición del Festival de San Sebastián con la proyección de Chicogrande de Felipe Cazals. Durante la ceremonia de apertura, presentada por la habitual Edurne Ormazabal y Eduardo Noriega, se le concedió el premio Fipresci a la mejor película que se ha exhibido este año en los festivales internacionales de cine a ‘El Escritor’ de Roman Polanski

La película Chicogrande, del director mexicano Felipe Cazals, abrió el festival y aspira a la Concha de Oro con un retrato histórico de Pancho Villa.

En esa Sección Oficial también competirán la francesa La llave de Sara, de Gilles Paquet-Brenner -que clausurará el festival-; la china Addicted to Love, de Liu Hao; la surcoreana Akma-Reul Bo-At-Da, de Kim Jee-Woon, o la esperada coproducción filipino-estadounidense Amigo, de John Sayles.

A estos títulos se añaden cuatro cintas españolas: Aita, de José María de Orbe; Elisa K, de Judith Colell y Jordi Cadena; El Gran Vázquez, de Oscar Aibar y Pa Negre, de Agustí Villaronga.

Completan la Sección Oficial la argentina Cerro Bayo, de Victoria Galardi; la japonesa Genpin, de Naomi Kawase; la coproducción de Noruega, Suecia y Alemania Home for Christmas, de Bent Hamer; la franco-marroquí A Jamaá, de Daoud Aoulad-Syad; la portuguesa Misterios de Lisboa, de Raúl Ruiz; la coproducción de Reino Unido, Francia e Italia Neds, de Peter Mullan, y la coproducción germano-suiza Satte Farben vor Schwarz, de Sophie Heldman.

También en la Sección Oficial, aunque fuera de concurso, se presentará Bicicleta, Cullera, Poma, de Carles Bosch, que recoge la lucha del ex alcalde de Barcelona y presidente de la Generalitat Pasqual Maragall contra el Alzheimer.

La ausencia de grandes estrellas ha sido también un problema común con el recientemente celebrado Festival de Venecia, que se ve además afectado por la dura competencia de Toronto. La todavía reciente crisis financiera y el ahorro por parte de la industria tampoco ayudan al despliegue de títulos y estrellas.

La gala oficial de inauguración de este año estará presentada por Eduardo Noriega y Edurne Ormazábal, y en ella, además de Felipe Cazals, estará la actriz Yung Junghee, que dará paso a Poetry, que abre la sección Zabaltegi-Perlas, mientras que John Malkovich y Diego Luna presentarán Abel a la sección Horizontes Latinos.

Durante la gala, la actriz Olivia Williams recogerá, en representación de Roman Polanski, el Gran Premio FIPRESCI a la mejor película del año según la crítica internacional por El escritor fantasma.

El jurado será presidido por el cineasta serbio Goran Paskaljevic, e integrado, entre otros, por el actor español José Coronado, la directora peruana Claudia Llosa y el director y productor argentino Pablo Trapero.

Hasta el miércoles se habían vendido casi 63.000 entradas, según la organización del Festival, que se prolongará hasta el 25 de septiembre en la capital guipuzcoana.

Tras la finalización de la edición de este año, Mikel Olaciregui dejará el cargo de director después de una década al frente del festival, un puesto en el que será sustituido por José Luis Rebordinos.